Enviar
Congreso renuente a bajar deuda política

Carlos J. Mora
[email protected]

El proyecto de reformas al Código Electoral no tiene todos los votos a su favor a menos de un año de los comicios nacionales.
En las últimas semanas la iniciativa ha sido atestada de mociones por parte de los diputados, las cuales pretenden variar la propuesta original.
Al día de hoy el proyecto tiene 130 mociones pendientes de tramitar —de 170 que le habían sido presentadas en un inicio—, sin embargo una vez que los legisladores se reincorporen de sus vacaciones aún tendrán habilitado un día más para presentarle enmiendas.
Hasta el momento nadie lo ha asegurado de manera explícita, pero el tema del aporte del Estado a la campaña electoral podría ser la piedra en el zapato del proyecto, más ahora en una época de crisis económica.
Los diputados miembros de la comisión especial dictaminaron la iniciativa que fija en un 0,14% del Producto Interno Bruto (PIB) el aporte del Estado a la campaña política.
De ese monto propuesto al menos un 0,11% se destinará obligatoriamente al financiamiento de las contiendas presidenciales y un 0,03% a las municipales, sin embargo, el presidente Oscar Arias ha asegurado que el aporte debe reducirse en su totalidad a un 0,11%, por lo que esta sería la tesis que defenderían los diputados oficialistas.
Actualmente este rubro es de un 0,19% del PIB.
Hasta ahora, el Movimiento Libertario (ML) y la Unidad Social Cristiana (PUSC) todavía no presentan sus propuestas para uno de los temas más sensibles y que rozaría intereses de sus aspirantes presidenciales: la doble postulación.
Cuando el proyecto se discutió en la comisión dictaminadora los diputados aprobaron la iniciativa que eliminó la posibilidad de que los candidatos pudieran aspirar por la Presidencia y una curul en el Congreso, en esta etapa de discusión esta es la última posibilidad de volver a habilitar esta opción.
“No se ha presentado ninguna moción en ese sentido, es de esperarse que se presente una vez que volvamos de este receso, lo que yo puedo decir es que vamos a sesionar todo lo que podamos para votar este proyecto a más tardar en junio”, dijo Maureen Ballestero, presidenta de la comisión que dictaminó el proyecto.
El proyecto que reformaría el Código Electoral está en el Congreso desde 2001, sin embargo su discusión tomó fuerza en 2002 cuando se conocieron presuntas irregularidades sobre financiamiento privado y foráneo durante la campaña electoral en la que resultó elegido presidente Abel Pacheco.


Ver comentarios