Enviar
Efectos paralelos a los acuerdos han permitido diversificación de canasta exportadora
Tratados comerciales dejan resultados positivos

• Pese a ello, balanza comercial es negativa con la mayoría de naciones con los que existe un TLC

Ernesto José Villalobos
[email protected]

Si los Tratados de Libre Comercio (TLC) vigentes han aportado algo positivo al país, esto es la diversificación de la oferta exportadora y la ampliación de los destinos a los que se envían los productos nacionales.
A pesar de que en la mayoría de los casos la balanza comercial (exportaciones menos importaciones) es negativa para Costa Rica, se considera que los beneficios paralelos han logrado compensar esa “pérdida”.
Uno de estos aspectos ha sido la diversificación de la cartera de productos, la cual ha aumentado entre un 9% y un 36%.
Asimismo, los TLC suscritos por Costa Rica han permitido la incorporación de bienes novedosos en la oferta exportable costarricense hacia estos destinos, como equipos médicos y de tecnología, de acuerdo con un análisis llevado a cabo por el Ministerio de Comercio Exterior (Comex) y la Promotora de Comercio Exterior (Procomer).
Bajo la denominación de “nuevos productos” se considera el 49% de los bienes que Costa Rica exporta hoy en día a México.
De la misma manera califica el 27% en lo exportado a Canadá, casi la mitad de las ventas a Chile y por encima de un tercio de las exportaciones en el caso de República Dominicana.
Asimismo, los exportadores nacionales han sido capaces de alcanzar un grado de especialización suficiente que les permita satisfacer las necesidades de cada mercado; esto ha aumentado el prestigio que se percibe de las empresas costarricenses en el exterior, según la valoración de los expertos.
“La iniciativa que ha seguido el país, deja ver que no se apuesta por un solo mercado, sino que se busca descentralizar tanto el destino como el origen de los bienes que conforman nuestro comercio exterior… Eso nos hace menos vulnerables ante las fluctua
ciones de los indicadores mundiales”, señaló Marvin Rodríguez, director de Inversión y Cooperación de Comex.
No obstante, a pesar de que las exportaciones con cada uno de los países con los que Costa Rica mantiene un TLC vigente han aumentado desde su firma, el país ha sido incapaz de reversar la tendencia negativa en su balanza comercial.
“El registro de mermas en la exportación de algunos productos, tras la firma de los TLC no responde a lo que han significado para el sector exportador. Los tratados han venido a abrir oportunidades reales para aumentar la oferta exportadora”, sostuvo Mónica Araya, presidenta de la Cámara de Exportadores de Costa Rica.
Si bien el valor de las exportaciones desde la suscripción de los tratados con México, Canadá, Chile, República Dominicana y la región comercial caribeña conocida como Caricom han mostrado incrementos que de hasta un 85%, las compras provenientes de esos países han crecido mucho más.

Los principales productos de exportación de Costa Rica a esas naciones muestran algunas ventajas comparativas importantes, de acuerdo al estudio.
“Un ejemplo es la capacitación que se dado a los exportadores nacionales, para que enfrenten de mejor forma el ingreso a los mercados que se han ido abriendo. Estos procesos incluyen desde el manejo de trámites aduanales, hasta detalles en la etiqueta que bien podrían marcar la diferencia a la hora de cerrar un trato”, agregó Rodríguez.
En cuanto a las importaciones a las que se ha abierto el país con los tratados se señala que éstas se concentran en el rubro de materias primas, materiales de construcción y combustibles, salvo en el caso de México donde los productos de consumo son el principal componente de las importaciones (56,1%).
Los beneficios de las importaciones se han reflejado tanto para los consumidores como para el sector empresarial.
En el caso del primero, mediante el acceso a una mayor canasta de bienes, mientras que para el sector empresarial el beneficio se presenta al aprovechar el acceso a materias primas utilizadas en los procesos productivos, lo cual constituye un elemento que fortalece la competitividad de la producción nacional.




Ver comentarios