Figueres enumera retos para evitar fuga de inversión
Durante el Gobierno de Figueres entre 1994 y 1998, Intel llegó al país. Ayer, el exmandatario lamentó la pérdida de 1.500 empleos. Archivo/La República
Enviar

Costa Rica se queda rezagada de no cumplir tareas pendientes

Figueres enumera retos para evitar fuga de inversión

Costo de energía y deficiente infraestructura serían principal vulnerabilidad

Lejos de sentarse a lamentar la salida de Intel del país, José María Figueres, expresidente de la República, indicó ayer que es necesario cumplir “las tareas pendientes para evitar una estampida en la fuga de capital”.

201404092350200.n44.jpg
Por medio de una videoconferencia desde Washington, el exmandatario enumeró uno a uno los rezagos que aquejan al país, agravados durante la última década.
En ese sentido, Figueres destacó que es hora de solventar el déficit fiscal, bajar el costo de la energía, y establecer metas para mejorar el índice de competitividad del Foro Económico Mundial, así como desarrollar nuevos conglomerados de desarrollo.
“Podríamos estar acá discutiendo mucho rato quién tiene la culpa, no obstante, lo importante es que no hemos sacado la tarea. Todos tenemos que trabajar para revertir las cosas que están alejando a las empresas, de lo contrario habrá estampida”, indicó Figueres.
Por otra parte, el exmandatario destacó que la deficiente infraestructura y la falta de planificación en un política de empleo, están generando graves problemas a Costa Rica, a tal punto que empresarios nacionales prefieren irse a otros lugares de la región para hacer negocios.
El martes Intel comunicó oficialmente la salida de la planta de manufactura del país, con la intención de trasladar sus operaciones a Asia.
Esto significa la pérdida de 1.500 empleos directos.
La multinacional justificó la finalización del ensamblaje de microprocesadores, debido al reajuste global de sus operaciones. La nueva estrategia de la firma se enfocará en el desarrollo de tecnología para dispositivos móviles.
En ese sentido, Mike Forrest, gerente general para Intel Costa Rica, negó que la decisión  se daba a las condiciones que tiene el país para invertir.
Sin embargo, la salida de la compañía concuerda con el anuncio de Bank of America de reducir sus operaciones en el país, lo cual, dejará a otras 1. 500 personas sin empleo.
Sobre este tema, Figueres dejó entrever ayer que las verdaderas razones de esas compañías, están relacionadas con la pérdida de competitividad.
“Nunca nos habíamos llevado un bombazo como este, con las cosas que nos dijo Intel. Creo que es hora de cambiar el rumbo y acabar con el rezago”, agregó Figueres.
De acuerdo con el exmandatario ni el Gobierno actual, ni el presidente electo se refirieron al tema adecuadamente, pues el primero descartó cualquier responsabilidad, mientras que Luis Guillermo Solís se limitó a decir que no es por las ideas del nuevo Poder Ejecutivo.
En ese sentido, lamentó que las autoridades nacionales no hayan profundizado sobre las verdaderas razones.
La reacción de Figueres a la salida de Intel de Costa Rica, generó en las redes sociales cierta desconfianza, ya que él no ha descartado sus eventuales aspiraciones políticas.
No obstante, el expresidente rechazó cualquier vínculo entre una cosa y la otra.
“Eso es una majadería, así, con esas palabras. Aquí hay que ser muy miope y corto de vista para decir que con un tema como este se hace politiquería. Estamos perdiendo 1.500 trabajos, además de una empresa que le aporta mucha riqueza al país. No entiendo cómo están pensando si estamos en política, eso es una majadería”, concluyó Figueres.

Esteban Arrieta
[email protected]
@earrietaLR

Ver comentarios