Europa defenderá su situación en Washington
Los pronósticos de los europeos también revelan que la economía se contraerá 0,3% en 2013. ARCHIVO /La República
Enviar

Europa defenderá su situación en Washington

201304152152501.b.jpg
Los pronósticos de los europeos también revelan que la economía se contraerá 0,3% en 2013. ARCHIVO /La República

 Dos años de caída económica, 19 millones de desempleados y cinco países con ayuda de emergencia no son una razón para tomar medidas audaces e inmediatas para reactivar el crecimiento económico según los funcionarios europeos que piensan defender su manejo de la crisis de deuda en Washington esta semana.

201304152152500.bb.jpg
Haciendo caso omiso del estímulo de la Reserva Federal de los Estados Unidos y de la campaña de reflación del Banco de Japón, las autoridades económicas de Europa dicen que están en el buen camino al apuntalar la zona euro de 17 países, aun cuando las pruebas tarden en manifestarse.

“La zona euro ha avanzado en la implementación de su estrategia amplia de respuesta a la crisis”, dirán los funcionarios de la Unión Europea a los ministros de economía del Grupo de los 20 esta semana, según el borrador de una declaración obtenido por Bloomberg News en una reunión de la UE en Dublín hace dos días. El bloque espera “que una leve recuperación comience hacia mediados de 2013 y se fortalezca en el segundo semestre de 2013 y en 2014”.
Es improbable que ese mensaje encuentre mucha aceptación en las reuniones de política económica de Washington, que se inician el jueves.
El secretario del Tesoro estadounidense Jacob J. Lew la semana pasada exhortó a que se implemente una ofensiva de crecimiento, y la directora gerente del Fondo Monetario Internacional Christine Lagarde advirtió sobre la existencia de una economía mundial “a tres velocidades”, en la que Europa está estancada en la más baja.
Los mismos pronósticos de Europa lo revelan. La economía de la zona euro se contraerá 0,3% en 2013, mientras que Estados Unidos se expandirá 1,9% y Japón crecerá un 1%, vaticinó la Comisión Europea el 22 de febrero.
El FMI dará a conocer sus previsiones económicas hoy martes.
José Barroso, que preside la comisión, defendió la posición de Europa la semana pasada. Los “indicadores fundamentales de Europa siguen fuertes”, señaló.
La crisis de deuda de Europa obligó a la región a revisar las políticas y las finanzas públicas y a fortalecer la unión económica y monetaria “de un modo que antes no pudimos –o en algunos casos, no quisimos- hacer”, añadió.
Un desempeño europeo inferior al esperado no impide a la región repartir consejos a otras grandes economías. La declaración exhortaba a la Casa Blanca y el Congreso a acordar un “plan de saneamiento fiscal de mediano plazo creíble” y advertía que Japón corre el riesgo de quedar enganchado en el estímulo monetario y fiscal luego de la medida tomada el 4 de abril por el banco central para duplicar la base monetaria hasta fines de 2014.
Sin embargo, los funcionarios económicos europeos oyeron toda una serie de recomendaciones para impulsar el crecimiento de boca de los analistas del instituto de investigación Bruegel en la reunión de Dublín.
El planteo más controvertido del Bruegel fue que Alemania, cuna de las políticas europeas de baja inflación, debía apuntar a una tasa de inflación superior al 2% para salvar a las economías del sur del fantasma de la desinflación.

Bloomberg

 


Ver comentarios