Comerciantes poco optimistas
“La concurrencia el Día del Padre, hasta el año pasado, no había pasado de ser un buen domingo en temporadas normales”, comentó Horacio Toro, dueño del restaurante Il Grillo. Marco Monge/La República
Enviar

Esperanza es que Día del Padre dinamice las ventas

Comerciantes poco optimistas

Precios son los mismos que el año pasado, pero costo operativo subió

No son buenos tiempos para el comerciante.
Tiene un año de no ajustar los precios para ser competitivo, pero enfrenta el incremento en sus gastos fijos como patentes, planilla y energía.

201306122319150.n33.jpg
Le desvela también el desequilibrio fiscal, y esa incertidumbre le hace desconfiar de que los consumidores responderán de la manera que requiere para salir adelante.
Por esa razón la confianza de los comerciantes viene en picada, y es más baja de la que tuvieron a junio del año anterior.
No hay crisis, sino contracción del negocio.
“La incertidumbre que se genera con relación a la economía, podría estar influyendo en que los comerciantes sientan más desconfianza en cuanto al futuro de su empresa”, dijo Francisco Llobet, presidente de la Cámara de Comercio.
En cuanto a las ventas, casi un 60% de los comerciantes manifestó mantener niveles adecuados de inventario, mientras que un 13% indicó que estos superaban sus ventas.
Aunado a ello, preocupa el tema de desempleo.
Sin embargo, de las celebraciones de temporada dependerá que repunten.
A la vuelta de la esquina está la celebración del Día del Padre, fecha que supone un incremento en sus ventas cercano al 20%.
Los dueños de restaurantes confían en que la fecha incremente sus ingresos, al menos modestamente.
“La concurrencia el Día del Padre, hasta el año pasado, no había pasado de ser un buen domingo en temporadas normales”, comentó Horacio Toro, propietario de restaurante Il Grillo.
Los más optimistas y que esperan mayores ganancias este fin de semana son quienes venden aparatos de tecnología y entretenimiento.
En las últimas dos décadas, equipos como los celulares, las tabletas, computadoras portátiles, pantallas de televisión, o sus complementos como estuches cargadores, centros de entretenimiento, se han convertido en los artículos más vendidos, según un estudio reciente de la Tienda Universal.


Gabriela Vargas
gvargasg@larepublica.net

 

 

Ver comentarios