Venezuela alimenta especulación de bonos
Enviar

Venezuela, que tiene las mayores reservas de petróleo del mundo, usa buena parte de su producción petrolera para reembolsar préstamos de China o para subsidiar a aliados como Cuba


Venezuela alimenta especulación de bonos

 

El ministro de Hacienda venezolano, Nelson Merentes, planea las primeras reuniones internacionales del país con acreedores en nueve años conforme la escasez de dólares exacerba la escasez de todo, desde papel higiénico hasta jabón.
Si bien los costos crediticios de Venezuela han declinado más de 400 puntos básicos, o 4 puntos porcentuales, desde su última venta de bonos con denominación en dólares en octubre de 2011, el rendimiento de 10,65% duplica el promedio de los mercados emergentes.


Merentes dijo el 30 de mayo que su viaje de este mes a los Estados Unidos y Europa tiene por objeto aclarar los elementos fundamentales de la economía ante inversores a los efectos de contribuir a reducir la percepción del riesgo de tener deuda del país petrolero.
Ha aumentado la presión para que el gobierno del presidente Nicolás Maduro, que asumió hace tres meses, acelere la aprobación de moneda extranjera para importaciones luego de que la confusión económica y política que sucedió a Hugo Chávez, que murió de cáncer en marzo tras 14 años de gobierno, desencadenara el aumento de precios al consumidor más rápido del hemisferio occidental.
Merentes, que entró en funciones el mes pasado luego de dirigir el banco central, será el primer ministro de Hacienda en visitar inversores en el exterior desde 2004, lo que aumenta la especulación de que Venezuela se dispone a vender bonos, según Barclays Plc.
“La opción más fuerte del gobierno es emitir deuda para financiar importaciones”, dijo Munir Jalil, analista jefe de la división colombiana de Citigroup Inc., en entrevista telefónica desde Bogotá. “Los ministros de Hacienda realizan giras para medir el interés del mercado en más deuda, y siempre hacen esos viajes cuando piensan emitir deuda en un futuro próximo”.
Merentes dijo a la prensa el 30 de mayo que sus reuniones no apuntan a vender deuda y que contestará preguntas para contribuir a bajar los costos crediticios. Agregó que ya se ha reunido con siete bancos de inversión desde que se hizo cargo del Ministerio de Hacienda.
La deuda venezolana en dólares tuvo su peor comienzo de año desde 2008. Los pagarés venezolanos, que el año pasado retornaron 46%, subieron apenas 1,1% en el primer trimestre, según datos de Bank of America Corp.
La falta de confianza en la capacidad de Venezuela para cumplir con las obligaciones de su deuda se debe a la falta de información, dijo Merentes. La presidenta del banco central, Edmée Betancourt, dijo que la muerte de Chávez generó un “torbellino” en la economía y ha perturbado al país entero.
Venezuela, que tiene las mayores reservas de petróleo del mundo, usa buena parte de su producción petrolera para reembolsar préstamos de China o para subsidiar a aliados como Cuba.
El país, donde alrededor del 70% de los productos que se consumen es importado o se produce a partir de materias primas importadas, enfrenta ahora escasez y debilidad monetaria.

Bloomberg


Ver comentarios