Enviar
Venezuela a la espera de resultados de comicios


Caracas, EFE- Los venezolanos acudieron ayer masivamente a las urnas para renovar 603 cargos municipales y regionales, en un ambiente de calma y llamamientos a acatar el resultado que mantendrá o disminuirá el actual predominio oficialista en el mapa del país.
En el centro donde ejerció su derecho al voto el presidente venezolano, Hugo Chávez, afirmó que independientemente del resultado de los comicios, Venezuela “seguirá teniendo un alto grado de gobernabilidad”, y reiteró su petición a la población para que espere el veredicto de las urnas con calma y paciencia.
El gobernante, que lideró personalmente la campaña electoral del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), repitió en las últimas semanas que está en juego “el futuro de la revolución bolivariana” en estos comicios, y advirtió que la oposición gritará fraude en las zonas donde pierda.
El líder opositor y candidato a la Alcaldía de Maracaibo, Manuel Rosales, llamó a la población a esperar con tranquilidad los resultados de los comicios regionales y municipales, a fin de que la jornada termine en sana paz.
Rosales, actual gobernador reelegido del estado occidental de Zulia, aseveró que ningún escarceo de última hora podrá cambiar los resultados de las elecciones, que han transcurrido “bien”.
La directiva en pleno del CNE declaró pasadas las 4 de la tarde hora local que las mesas de votación en las que haya electores en cola debían permanecer abiertas.
El organismo electoral ofreció esas declaraciones minutos después de que líderes de la oposición denunciaran que el CNE había recibido una fraudulenta orden del Gobierno del presidente Hugo Chávez para prorrogar la votación.
“Por los escarceos de última hora quiero enviar un mensaje de tranquilidad” a los electores, “lo que se quiera hacer a última hora no va a cambiar los resultados”, dijo Rosales.
Unos 17 millones de venezolanos fueron convocados para elegir los gobernadores de 22 de los 23 estados del país, más de 300 alcaldes y más de 200 legisladores locales, que en la actualidad son mayoritariamente afines al Gobierno.
Varios centros de votación seguían abiertos esta noche con electores en cola unas cuatro horas después de que terminara el plazo oficial de votación en los comicios regionales de este domingo en Venezuela.
Decenas de ciudadanos esperaban aún horas después del cierre oficial de colegios.
Pasadas las siete de la noche hora local (23.30 GMT), Juan Carlos Caldera, del partido opositor Primero Justicia, exigió al jefe del Comando Estratégico Operacional, mayor general Jesús González González, que se cumpliera lo establecido por el CNE y se cerrarán los centros en los que no había electores.
Caldera denunció concretamente que seguían abiertos centros electorales en el barrio caraqueño de Petare, uno de los más pobres de la capital venezolana.
Ver comentarios