Enviar
Lunes 19 Abril, 2010

Un futuro con energía no contaminante para las Américas

El presidente Obama prometió la colaboración de Estados Unidos con nuestros socios del continente americano para trazar un futuro con energía no contaminante y baja emisión de carbono. Los desafíos energéticos y climáticos nos afectan a todos por lo que se necesitará la participación colectiva para superarlos. El continente americano tiene la fortuna de contar con talento, inventiva y recursos, y el trabajo conjunto nos permitirá llegar más lejos y más rápidamente que el trabajo individual.
Por ello esta semana estuvieron en Washington los ministros de energía de las Américas, para impulsar la Alianza de las Américas para la Energía y el Clima (ECPA, por sus siglas en inglés).
En la Cumbre de las Américas de 2009, celebrada en Trinidad y Tobago, el presidente Obama exhortó a los gobiernos de la región a colaborar en una serie de iniciativas mediante la promoción de la eficiencia energética, el desarrollo de energía renovable, el uso de combustibles fósiles menos contaminantes, la integración de las redes eléctricas nacionales, la ampliación del acceso a los servicios eléctricos para más personas, en más lugares, y la respuesta al reto mundial apremiante del cambio climático. Desde entonces, más de una docena de nuevas iniciativas de la ECPA exponen las mejores ideas y prácticas de nuestro continente.
Como parte de la ECPA, Estados Unidos y el Banco Interamericano de Desarrollo cooperan con socios en la región para crear una red regional de energía no contaminante que conectará los centros de eficiencia energética en Perú y Costa Rica con el Centro de Energía Renovable de Chile en Santiago, el parque eólico Oaxaca en México, un centro de biomasa en Brasil y un centro geotérmico en El Salvador. Esta nueva red reunirá a los expertos regionales y estadounidenses para explorar tecnologías y estrategias de aplicación que serán beneficiosas para todos.
Otros gobiernos también realizan contribuciones críticas a la ECPA. Brasil lidera una iniciativa para propiciar la planificación urbana y la eficiencia energética sostenibles en los hogares de familias de bajos ingresos en respuesta a los retos de la urbanización y el cambio climático. Colombia promueve el comercio en electricidad transfronterizo con Panamá, los Andes y Chile. México, con un largo compromiso de colaboración en la integración de los mercados energéticos centroamericanos, capacita a los funcionarios centroamericanos en las mejores prácticas de eficiencia energética. Trinidad y Tobago encabeza una iniciativa caribeña para llevar energía renovable a los estados insulares.
El hecho de que tantos países en el hemisferio participen y lideren este esfuerzo es testimonio de la inventiva de nuestro pueblo y del compromiso de nuestros gobiernos.
Estas iniciativas son solo el principio. En la recién finalizada reunión, se establecieron nuevas áreas de colaboración, aprovechando las mejores ideas de las ONG y el sector privado, y creando las condiciones para avances incluso mayores en el futuro.
Como dijo el presidente Obama en Trinidad, por medio de esta alianza “crearemos los empleos del futuro, disminuiremos las emisiones de gases de efecto invernadero y convertiremos a este continente en un modelo de cooperación”.
Luego de esta semana estamos más cerca de convertir esa visión en una realidad.

-Hillary Rodham Clinton, secretaria de Estado de Estados Unidos
-Steven Chu, secretario de Energía de Estados Unidos