Enviar
Reunión sobre desnuclearización norcoreana sin resultados

Negociadores intentan desbloquear el acuerdo a seis bandas alcanzado el año pasado
Ginebra
EFE

La reunión de ayer entre negociadores de Estados Unidos y Corea del Norte sobre la desnuclearización de Pyongyang terminó sin acuerdo pero con algunos progresos, según dijo el secretario de Estado adjunto para Asia de Estados Unidos, Christopher Hill.
En declaraciones a los periodistas pasada la medianoche, Hill afirmó que “ahora” la situación es mejor que cuando llegó a Ginebra.
Hill se reunió ayer en Ginebra con el viceministro norcoreano Kim Kye Gwan en un intento por desbloquear el acuerdo a seis bandas alcanzado el año pasado con Pyongyang para la desnuclearización de este país a cambio de ayuda económica y energética.
Hill trataba en estas conversaciones -que se han desarrollado en las misiones de Estados Unidosy de Corea del Norte ante la ONU- de conseguir de Corea del Norte una declaración “exacta y completa” sobre sus actividades de proliferación nuclear.
“No ha sido una reunión decisiva, pero fue una buena discusión sobre algunos asuntos problemáticos y la forma de ir hacia delante”, señaló Hill, quien rehusó detallar lo tratado.
“Creo que hemos avanzado en algunos puntos... Necesitamos acelerar, estamos de acuerdo en que hay que ir más rápido”, insistió.
Hill señaló que él y la parte norcoreano han acordado informar a sus respectivas capitales sobre los progresos alcanzados ayer.
“Estados Unidos está dando los pasos para completar los requerimientos” de Corea del Norte en cuanto a la asistencia prometida en energía en virtud del acuerdo a seis bandas alcanzado hace un año, así como China y Japón, según dijo.
Según el acuerdo suscrito hace un año en las negociaciones a seis bandas (las dos Coreas, Estados Unidos, Japón, China Rusia), Corea del Norte se comprometía a renunciar a su programa nuclear a cambio de incentivos económicos, energéticos y diplomáticos.
El proceso se encuentra estancado después de que Pyongyang incumpliera al 31 de diciembre del 2007 el plazo para declarar todas sus actividades nucleares y desmantelar sus instalaciones atómicas en Yongbyon.
El régimen comunista afirma haber proporcionado las informaciones pedidas en noviembre pasado, pero Washington considera que no ha sido comunicada la totalidad de los programas de enriquecimiento de uranio y de las actividades de proliferación de Pyongyang.
Corea del Norte se queja, por su parte, de no haber recibido toda la ayuda energética prometida en el acuerdo a seis bandas.
Hill especificó ayer que el régimen comunista de Pyongyang debía haber entregado por escrito los detalles de su programa nuclear a China, país que preside las negociaciones a seis bandas.
Según fuentes diplomáticas, el objetivo de Washington en esta reunión era tratar de redactar una declaración con Corea del Norte sobre las actividades de proliferación de este país, que incluyera la venta de material sensible a Siria.
Esta declaración sería después sometida a las otras partes de las negociaciones a seis, antes de darla a la publicidad.
En la declaración inicial presentada en noviembre por Pyongyang, el régimen comunista no mencionaba esta venta de materiales sensibles a Siria, uno de los países incluidos por el presidente George Bush en “el eje del mal”.
En septiembre pasado, la aviación israelí bombardeó una instalación en Siria, después de que los servicios secretos israelíes y de Estados Unidosaseguraran que albergaba un reactor nuclear parcialmente construido, lo que fue negado por Damasco.
El negociador norcoreano negó ayer tajantemente, en declaraciones a periodistas, que su país haya proporcionado cualquier material para uso nuclear a Siria.
Ver comentarios