Logo La República

Sábado, 15 de diciembre de 2018



GLOBAL


Protesta multitudinaria en Bolivia

| Sábado 20 octubre, 2007



Miles rechazan toma militar de aeropuerto en San Cruz
Protesta multitudinaria en Bolivia

Militares se retiraron de las instalaciones aeroportuarias antes del inicio de la manifestación

Santa Cruz, Bolivia
EFE

Miles de personas protestaron el viernes en el aeropuerto de Santa Cruz por la ocupación militar de esa terminal y para defender su lucha autonómica, en un acto en el fueron insultados los presidentes de Venezuela, Hugo Chávez, y Bolivia, Evo Morales.
La concentración se produjo horas después de que el aeropuerto fuera desalojado por tropas de la Fuerza Aérea que lo ocuparon 24 horas, según el gobierno para poner fin a incidentes que causaron esta semana la suspensión de vuelos internacionales.
Un colaborador de Efe en Santa Cruz verificó que los militares se retiraron de la terminal de Viru Viru horas antes de comenzar allí mismo el acto de repudio.
Los trabajadores civiles de Viru Viru que fueron desalojadas el jueves, acusados por el gobierno de “corrupción, retomaron el viernes sus puestos de trabajo y la torre de control, con lo cual no se entiende qué quiso hacer el gobierno con la toma militar.
Líderes cruceños protestaron porque el gobierno ordenó la toma militar de Viru Viru por supuestos actos de corrupción, como cobros en efectivo a las aerolíneas de tasas que deben depositarse en bancos, algo que, según ellos, se pudo resolver por vía administrativa o penal, sin movilizar tropas.
Ruben Costas, prefecto (gobernador) de Santa Cruz, fue el principal orador de la manifestación en el aeropuerto y lanzó una catarata de insultos al presidente de Venezuela.
Costas llamó a Chávez “macaco mayor”, “rata”, “dictadorzuelo”, “golpista”, “sinvergüenza” y “cobarde”, y agregó que los cruceños no le tienen “ni una pizca de miedo”, pese a que el mandatario venezolano “propuso vietnamizar Santa Cruz”
Costas aludía a recientes advertencias de Chávez de que no se quedará de “brazos cruzados” si hay una conspiración para derrocar o asesinar a Morales, y que Bolivia podía vivir en ese caso un “Vietnam de las ametralladoras, de la guerra”.
El alcalde de Santa Cruz, Percy Fernández, hijo de españoles, afirmó que Morales es “demasiado atropellador” y ataca sistemáticamente a esa región fronteriza con Brasil, la más prospera de Bolivia, que busca ampliar su régimen autonómico.