Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Viernes 10 Enero, 2014

En la era Open, como se estila decirlo en el tenis, el fútbol costarricense no ha tenido un fichaje de la envergadura, mediatez y costo que el firmado por el Deportivo Saprissa con el portero mexicano Luis Ernesto Michel.
Repasando los salarios que devengó este portero mundialista y de primer nivel en los clubes mexicanos que defendió, el último, Chivas de Guadalajara, resultan sumas astronómicas nada usuales, ni por asomo a las que se estilan en el fútbol costarricense, de manera que el conocer cuánto le va a pagar Horizonte Morado a Michel, resultó tabú.


De cifras no hablo, expresó el nuevo portero del Saprissa y los datos del fichaje son privados, agregó Horizonte Morado. Serán entonces los personeros de la Caja de Seguro Social los primeros fuera de las tiendas moradas en conocer el salario del mexicano.
La prensa deportiva mexicana dio a entender que las Chivas deseaban quitarse de encima a Michel con la misma pasión que Saprissa a Cristian Lagos, pero por motivos distintos. El tercer portero de México en el Mundial de Sudáfrica ganaba demasiado dinero y no jugaba y por si fuera poco, cuando pretendieron cederlo al Morelia, don Luis Ernesto pidió aumento de sueldo y se cayó el negocio.
Estamos en presencia de un futbolista carísimo y solo el Saprissa sabrá cómo lo recompensará.
Dólares aparte, este fichaje rimbombante, novedoso, atractivo, inusual, será beneficioso para el Saprissa y para el fútbol criollo en general, porque una vez los dirigentes de los otros clubes averigüen y conozcan cómo hizo Horizonte Morado para firmarlo, podrán quizá repetir la faena y entonces el campeonato nacional podría nutrirse de futbolistas de un mejor nivel de los que acostumbran recalar por estos lares.
El hecho probado y hasta reconocido por el propio cuerpo técnico del Saprissa, de que es urgente reforzar la línea de ataque del equipo, antes incluso que firmar a otro portero, esto no quita que fichar a un arquero de este nivel, será primordial para que los morados puedan presentar en el Verano un equipo competitivo.
Un equipo arranca con el portero y si este es excelente, puede que influya y transmita al resto de la formación esa misma excelencia. Con la firma de Luis Ernesto Michel, el Saprissa ha dado un paso gigante.

gpandolfolarepublica.net