Logo La República

Viernes, 14 de diciembre de 2018



INVERSIONISTA


Crece malestar del dólar por datos económicos débiles de Estados Unidos

Bloomberg | Jueves 31 diciembre, 2015



 Al dólar podría costarle escapar al malestar de fin de año luego de que una medición de si los datos económicos estadounidenses superan los pronósticos declinara al nivel más bajo desde junio.
La moneda de los Estados Unidos se encamina a su mayor caída mensual contra el yen desde agosto y contra el euro desde abril luego de que la Reserva Federal subiera las tasas de interés por primera vez en casi una década.
Por su parte, una medición de Citigroup Inc. que compara los indicadores económicos estadounidenses con los pronósticos, conocida como el Índice Sorpresa, se encamina a su segunda declinación mensual.
“Hemos tenido el aumento de tasas de la Fed más anunciado de la historia, después de lo cual se produjo una liquidación colectiva de posiciones y una pausa en el fortalecimiento del dólar”, dijo Kit Juckes, un estratega global de Société Générale  en Londres.
“Para que el dólar suba mucho más, hace falta que el mercado incorpore aumentos de tasas más enérgicos y también mucho mayores rendimientos de los bonos del Tesoro. Sospecho que eso no va a pasar con rapidez”
El Índice Sorpresa Económica de los Estados Unidos de Citigroup cayó el 23 de diciembre a menos 32,8, el nivel más bajo en seis meses y era de menos 28,7 el martes.
La medición estaba en 1,50 apenas el 16 de noviembre. Los registros negativos significan que los indicadores económicos están por debajo de las estimaciones de los analistas.
Los operadores estiman que la Fed dispondrá dos incrementos de tasas en 2016, indican datos de futuros, menos que los cuatro aumentos que pronostica la Fed.
La mitad de los clientes de JPMorgan Chase que participaron en una encuesta en un seminario realizado 16 de diciembre en Tokio, estima que el dólar se negociará a 120 yenes o menos a fines del año próximo, escribieron el martes en un informe analistas del banco que dirigió Tohru Sasaki, jefe de mercados para Japón.
El 83% de los consultados pronosticó que el dólar cerraría 2016 por debajo de los 125 yenes, según el informe.
El banco, que tiene sede en Nueva York, recibió 130 respuestas de clientes, incluidos bancos y compañías aseguradoras. JPMorgan pronostica que el dólar declinará a 110 yenes el año próximo, la estimación más bajista entre unas 60 que recopiló Bloomberg. La mediana de las estimaciones es de 125 yenes.
“El resultado sugiere que los consultados se inclinan por un fortalecimiento del yen”, escribieron los analistas.