Enviar
Calificadora de riesgo logra cobertura regional

La calificadora SCRiesgo logró recientemente la autorización para emitir calificaciones en El Salvador, con lo que se convierte en la primera entidad de capital centroamericano con presencia oficial en todos los países de la región.
Con ello los emisores regionales podrán contar con una calificadora que emita evaluaciones sobre sus emisiones en toda el área, agilizando procesos.
Además los inversionistas pueden ver este tipo de incursiones como una posibilidad más segura de invertir en otros mercados.
“Esto ya lo estamos viendo con dos grandes operadores de pensión en El Salvador, como Confia y Crecer, ellos están tratando de rentabilizar su portafolio a través de inversiones en títulos de otros países como Costa Rica”, dijo Gary Barquero, gerente general de SCRiesgo.
La empresa inició operaciones en Costa Rica desde 1997 y su proceso de expansión inició con la incursión en Panamá a finales de 2004. En julio de 2007 fue autorizada para operar en Guatemala, y durante 2008 completó los procesos de registro en Nicaragua y Honduras.
Aunque está abocada al proceso de consolidación de sus oficinas en la región, seguir la expansión no está descartado. “Siempre andamos viendo otras plazas a donde expandirnos. Ir a República Dominicana sería la cereza en el pastel”, añadió
La expansión de SCRiesgo refleja la dinámica de integración que los mercados de valores de la región están experimentando, primero con la red Amerca, que une la operativa de algunos instrumentos de las bolsas de El Salvador, Costa Rica y Panamá y luego con incursiones puntuales de puestos de bolsa aliados para homologar emisiones.
“Hay un buen ambiente para la integración, lo hemos visto en la parte normativa donde hay requerimientos más flexibles y estandarizados”, explica Barquero.
SCRiesgo es una empresa que realiza análisis de emisiones de empresas no financieras, instituciones financieras, fondos de inversión, acciones, titularizaciones, compañías aseguradoras, administradoras de fondos de pensión y finanzas estructuradas.

Carolina Acuña
[email protected]
Ver comentarios