Blear gana reelección de sindicato portuario
Enviar
Triunfo de papeleta oficialista complica concesión de muelles
Blear gana reelección de sindicato portuario
Douglas Brenes, candidato vencido, anunció que impugnará elección pues padrón fue elaborado por Blear
La mayoría de los afiliados al sindicato de Japdeva votó por la papeleta que ofrecía mantener los puertos de Moín y Limón en manos del Estado.
Ronaldo Blear superó por 322 votos a Douglas Brenes, candidato que prometía poner en marcha el plan de dar en concesión ambos muelles a cambio de una indemnización de $137 millones ofrecida por el Gobierno.

El triunfo de Blear complica el plan del gobierno de participar a la empresa privada en el financiamiento, desarrollo y operación de los principales puertos del país.
Lo anterior porque para llevarlo a cabo se requiere prescindir de todo el personal portuario y eso es posible solo con el respaldo de la junta directiva del sindicato, conforme a los poderes que le otorgó la convención colectiva.
“Hoy los trabajadores y trabajadoras de Japdeva han demostrado al país y especialmente al Gobierno que aquí en Limón hay dignidad, que aquí nadie nos va a comprar por unos dólares más”, dijo Blear en su discurso de triunfo.
A su vez desmintió que el Poder Ejecutivo no tenga recursos para modernizar los puertos, por lo que le sugirió a la presidenta Laura Chinchilla “buscar a partir de mañana mismo cómo poner una grúa pórtica en Moín”.
Por su parte, Brenes adelantó que valorará la posibilidad de impugnar la elección, cuestionando que el padrón electoral fue conformado por el propio sindicato que buscaba la reelección e incluyó a personas que no laboran en los puertos.
En términos generales, el proceso se llevó a cabo en un ambiente de relativa tranquilidad y respeto entre los trabajadores de ambos bandos.
Solo se exaltaron los ánimos cuando al momento de rendir el informe económico José Luis Castillo, secretario de finanzas del sindicato, culpó al movimiento de Brenes de no haber devuelto un monto cercano a ¢55 millones de las cuotas que cobró a los agremiados cuando estuvo al frente temporalmente del sindicato y agregó que el caso lo elevaron ante el Ministerio Público.
Cabe destacar que Brenes lideró cinco meses el sindicato, hasta que la Sala Constitucional anuló el proceso mediante el cual fue elegido, y obligó a restituir a la cúpula encabezada por Blear.
Tras el cuestionamiento que se le realizó, Brenes se acercó a la mesa principal del sindicato a entregar el estado financiero durante el periodo que estuvo al frente del sindicato pero no le fue recibido y se formó un alboroto que requirió la participación de un grupo de oficiales de seguridad que llevó el grupo de Blear.
Luego Brenes explicó que el dinero se invirtió en obras y pago de recibos del sindicato, además ofreció presentar las facturas ante la Fiscalía.
El asunto no pasó a más y a eso de las 12.25 p.m. inició el proceso de votación. Aunque desde un principio se observaban más camisetas afines al grupo oficialista, Brenes mantenía la esperanza de que le dieran un voto oculto.
“La gente no quiere quemarse en decir que nos apoya por las represalias que podría tener, pero incluso hay gente que anda con camiseta de Blear que nos apoya”, afirmó Brenes a mitad de la elección.
A pesar del amplio triunfo que obtuvo la cúpula que manejaba el sindicato portuario, Allan Hidalgo, presidente ejecutivo de Japdeva, adelantó que insistirán en el plan para dar los puertos a privados.
“No puede primar el interés político a la posición de un grupo de trabajadores”, dijo el jerarca de la entidad que opera Limón y Moín.
En cambio la presidenta Laura Chinchilla había dicho a mitad de semana que respetaría la voluntad de los muelleros y que independientemente quien ganara no iba a claudicar en ejecutar un plan de modernización portuaria para el desarrollo social y económico de los limonenses.

Danny Canales
[email protected]

Ver comentarios