Enviar
América Latina no es inmune ante crisis

Varios gobiernos latinoamericanos afirmaron ayer que la solidez económica de sus países es una fortaleza ante el agravamiento de la crisis en EE.UU. y Europa, pero también reconocieron que nadie está totalmente a salvo en el mundo global.
"Somos conscientes que no somos inmunes, que no vivimos en una isla, pero sabemos que Brasil tiene fuerza suficiente (...)", dijo la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, en este "lunes negro" de las bolsas, incluidas las latinoamericanas, como reacción a la reducción de la nota de la deuda soberana de EE.UU. por parte de la agencia Standard & Poor's.
La mandataria de la primera economía latinoamericana coincidió con Ernesto Cordero, secretario de Hacienda de México, la segunda, en criticar la decisión anunciada por S&P el pasado viernes de quitar la calificación AAA (máxima solvencia) a EE.UU.
El mexicano Cordero, por su parte, afirmó ayer que la degradación de la nota de la deuda de EE.UU. revela "un problema muy serio de Estados Unidos" pero también "una debilidad técnica de muchas de las calificadoras" de riesgo.
"El que se hayan equivocado de esa manera (en S&P) a la hora de proyectar el futuro de éxito de EE.UU. es algo bastante serio", argumentó.
Tanto Cordero como Rousseff subrayaron que si bien la crisis mundial es grave, sus países están preparados para resistir.
Rousseff aseguró que Brasil está en mejores condiciones, incluso, que en 2008 para hacer frente a la crisis.
"Hoy, con cerca de $350 mil millones en reservas internacionales, tenemos casi un 60% más de reservas que en esa ocasión, y el Banco Central, gracias al aumento del encaje bancario en los últimos años, tiene casi el doble de reservas (nacionales), casi $420 mil millones, para enfrentar la crisis", dijo.
Cordero admitió que México experimentará esta semana una "gran volatilidad", similar a la registrada en los mercados mundiales en días pasados, como consecuencia de la situación económica de EE.UU. y Europa, pero señaló que el país cuenta con indicadores macroeconómicos "bastante robustos".
"Podemos aguantar, evidentemente puede fluctuar negativamente el mercado de capitales, y nuestro tipo de cambio va a seguir en un periodo de volatilidad", pero "no va a pasar de ahí en términos coyunturales y de corto plazo", auguró.
Precisamente el Fondo Monetario Internacional (FMI) señaló ayer que la economía de México se ha recuperado con rapidez de las secuelas de la crisis mundial y, según su previsión, este año crecerá un 4,5%, un poco más de lo que prevé el Gobierno mexicano (4,3%).
También el ministro colombiano de Hacienda, Juan Carlos Echeverry, destacó ayer que la economía de su país "está muy sólida" y va a lograr "pasar esas aguas turbulentas".
Según Echeverry, Colombia cuenta con varios "colchones" para hacer frente a una turbulencia mundial de uno o dos años, como los más de $8.925,18 millones que el Ministerio de Hacienda tiene depositados en el Banco de la República, además de un bono de $2 mil millones, que no ha sido tocado y está para pagar deudas.
También dispone de $6 mil millones solicitados al Fondo Monetario Internacional para una contingencia y de $32 mil millones en reservas internacionales.
El presidente de Uruguay, José Mujica, destacó que Uruguay se encuentra "cubierto en las necesidades financieras del Estado por lo menos hasta 2013" y si aun así es necesario recortar gastos.

Bogotá
EFE



Ver comentarios