Actualización en reglas del juego
Enviar
Actualización en reglas del juego


Con cuatro decretos y una directriz, el Poder Ejecutivo ha fijado su atención en una industria muy lucrativa pero que por más de 80 años se ha regido con la misma legislación.
La idea de adecuar las reglas del juego para los 48 casinos que aproximadamente operan en el país, mediante disposiciones administrativas, es una medida oportuna que no solo viene a regular los negocios existentes sino que también implica un mensaje al mundo sobre el tipo de turismo que se promueve en Costa Rica.

Las nuevas normativas, que entrarán en vigencia una vez que sean publicadas en La Gaceta, vendrán a poner orden en grandes temas como lo son la autorización, instalación y operación de este tipo de negocios, así como en pequeños detalles —pero igualmente delicados— como la distribución gratuita de licor entre los jugadores.
Esta es una decisión que lamentablemente el país fue postergando hasta despertar incluso el interés de grandes conglomerados internacionales para traer sus operaciones al país.
Poco a poco Costa Rica se estaba convirtiendo en un destino apetecido para el establecimiento de negocios relacionados con el juego y las apuestas, dado este letargo en la legislación que precisamente atraía nuevas inversiones de este tipo.
Tal es el caso de la empresa rusa Storm International, la cual había anunciado su intención de incursionar en suelo nacional con la instalación de varias salas de juego.
Y es que la actualización de las reglas del juego tenía que producirse tarde o temprano. Los mismos empresarios del sector estaban anuentes a ser regulados. Incluso durante muchos años en la Asamblea Legislativa circularon proyectos de ley, sin que ninguna mayoría representativa se atreviera a profundizar responsablemente en el tema.
Los casinos deben ser regulados y más aún por tratarse de una industria en la que circulan grandes flujos de dinero y, en muchas ocasiones, trae consigo una serie de vicios y adicciones.
Costa Rica es un destino de turismo sano y ecológico. Dejemos que sean otros los lugares que reciban a los visitantes que llegan motivados por las apuestas y el juego.

Ver comentarios