Trump y Santos acuerdan luchar juntos contra las drogas
Juan David Tena/SIG/dpa/La República.
Enviar

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y el de Colombia, Juan Manuel Santos, acordaron hoy luchar juntos contra la drogas en la reunión que mantuvieron en la Casa Blanca, la primera entre ambos.

Santos acudió a Washington con el objetivo de que Trump mantenga el apoyo económico de Estados Unidos a Colombia en la etapa posconflicto tras el acuerdo de paz con las FARC. Y el mandatario norteamericano, nada más recibirlo en el Despacho Oval, expresó su preocupación por el aumento del cultivo de coca en Colombia.

Según los datos oficiales de la Casa Blanca, aumentó un 18% el año pasado, desde las 159 mil hectáreas en 2015 hasta las 188mil en 2016, cifra nunca antes alcanzada.

"Colombia ha hecho un gran progreso pero estamos trabajando en acabar con las drogas porque tenemos un problema con las drogas, un gran problema con las drogas", dijo Trump al recibir a Santos.

La preocupación por el crecimiento del cultivo de coca en zonas que han ido dejando las FARC tras la ratificación parlamentaria de los acuerdos de paz está extendida en Washington. La expresaron también legisladores estadounidenses que hoy se reunieron con Santos en Capitol Hill antes del encuentro de los dos presidentes, ya que el Estados Unidos es uno de los mercados a los que se dirije convertida ya en cocaína.

"Tenemos que afrontar este peligro de manera conjunta", dijo Trump en la rueda de prensa conjunta. "Reitero el deseo de Estados Unidos de ayudar a Colombia en la estrategia de eliminar el tráfico de drogas y la producción de cocaína", manifestó. "Espero poder trabajar con el presidente Santos contra los narcotraficantes".

La decisión del mandatario norteamericano de luchar contra las drogas puso a Santos en una situación incómoda. Trump aseguró ante él que una de las formas de combate es con el muro que va a construir en la frontera con México. "Mi Gobierno está comprometido a que las drogas y las pandillas no pasen por la frontera", dijo. Y aquello llevó a que un periodista preguntara luego al colombiano cómo ve él ese tema.

Santos lo evitó: "Creo que la mejor manera de luchar contra el narcotráfico es trabajar de forma conjunta. Este no es un problema que afecta solo a Estados Unidos y Colombia, es un problema mundial". Y Trump, que consideró la respuesta de su homólogo "larga y diplomática", terció tajante: "Los muros funcionan. Pregúnten a Israel".

El foco que Trump puso en el tema de las drogas opacó la visibilidad del objetivo central que perseguía con su visita Santos, el tercer mandatario al que recibe el republicano en el Despacho Oval: mantener el respaldo de la administración estadounidense a Colombia.

La noche anterior, el presidente colombiano había recibido un espaldarazo con la presentación de un informe del Atlantic Council, uno de los centros de pensamiento más importantes de Washington, concebido como propuesta de hoja de ruta para Trump de lo que deberían ser las relaciones bilaterales en los próximos diez años.

Tras los acuerdos de paz, Colombia está haciendo la transición del Plan Colombia a Paz Colombia y sigue necesitando fondos estadounidenses y Trump, que aún perfila su política latinoamericana, pretende recortar el presupuesto del Departamento de Estado en un 26 por ciento, lo que podría tener un impacto en el país latinoamericano.

"Tras la reunión de hoy no tengo duda de que los Estados Unidos y Colombia seguimos siendo hoy más que nunca un soporte el uno para el otro. Nuestra alianza se afianzó", aseguró Santos. Pero no trascendieron cifras de un nuevo apoyo monetario.

Santos invitó a Trump a viajar pronto a su país para que vea en persona la transformación tras los acuerdos de paz. "Nosotros somos y queremos seguir siendo el mejor destino de América Latina para la inversión de las empresas estadounidenes", indicó.

Trump lo felicitó por el Premio Nobel de la Paz y por el "trabajo fantástico" que ha hecho para llegar al final de un conflicto con las FARC que ha durado más de 50 años. "Me siento muy orgulloso de conocerle y le felicito porque no hay nada más duro que lograr la paz", dijo.

Al margen de las preguntas de los periodistas estadounidenses, centrados en la trama rusa y sus consecuencias, el otro tema referido a la reunión con el colombiano del que más habló Trump fue de Venezuela. "Es un problema muy serio, no hemos visto un problema así en décadas en cuanto al nivel violencia", manifestó. "Vamos a hacer todo lo que sea necesario, vamos a trabajar juntos para hacer todo lo que sea necesario para ayudar a arreglar eso", aseguró.

"Con Estados Unidos tenemos la mejor relación. Somos sus aliados estratégicos en la región y vamos seguir siéndolo", insistió Santos.



Ver comentarios