Enviar
¡Qué vergüenza!
Herediano goleó a la Liga, que terminó retirándose del terreno de juego

“No más violencia” decía la manta que se paseó por el estadio Eladio Rosabal Cordero antes del juego. La entendieron todos menos los jugadores, sobre todo los de Alajuelense.
Ante la impotencia de no poder frenar con fútbol a un equipo que les superaba, apostaron a la violencia, esa que se pretendía erradicar y en la que al final terminaron perdiendo también.
En fútbol los florenses ganaron sin apelaciones 4 a 0, con anotaciones de José Cancela de penal, José Luis Cordero, Jorge Barbosa y Cristian Montero.
Algo le pasó a los manudos, que entraron pensando en cualquier cosa menos en jugar, estaban perdidos, tanto así que por reclamar vio la roja Geancarlo González, y Oscar Ramírez tuvo que sacar a Kevin Sancho, antes de acabar la primera parte, porque iba por el mismo camino.
Luego fue el brasileño Marcelo Sarvas quien pidió a gritos que le expulsaran y como Walter Quesada no lo hizo tras la agresión a Marvin Angulo, la repitió con Marvin Obando, por lo que dejó a su equipo con nueve jugadores.
Y luego, con la caída del cuarto tanto, se perdieron los estribos, Jonathan McDonald se lió a golpes con Jorge Barbosa, a quien varios manudos “cerraron” a patadas.
Hubo más rojas, para Montero y Pablo Gabas. La Liga se quedaba con siete jugadores y Herediano con nueve.
Y se dio lo peor, una lesión de Elías Palma, posiblemente por haber pateado a Barbosa cuando estaba en el piso, dejó a los manudos con seis jugadores y a Walter Quesada no le quedó otra que dar por terminado el partido cuando restaban diez minutos.

Cristian Williams
[email protected]

Ver comentarios