Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Martes 16 Octubre, 2007

Nota de Tano

Gaetano Pandolfo
[email protected]  

Sucede en todas las selecciones nacionales del mundo, pero será porque sigo con fanatismo a la italiana, que después de observarla el pasado sábado en su partido contra la modesta Georgia por la Eurocopa, donde como bien lo informa el análisis internacional, el campeón del mundo se limitó a cumplir con el expediente sin realizar un buen juego, me pregunto la responsabilidad que debería recaer sobre los futbolistas profesionales que se niegan a jugar con el equipo de su patria, o en otras palabras, que renuncian a la selección.
Los últimos “profesionales” de la “azurra” que renunciaron a defender los colores de su país fueron Francesco Totti y Alessandro Nesta; indirectamente lo acaba de hacer Alessandro del Piero, quien le envió un mensaje directo al técnico Roberto Donadoni, que si no lo alineaba en la posición que a Del Piero le agrada jugar (delantero) y lo seguía alineando como cuarto mediocampista por la izquierda, mejor no lo volviera a convocar.
¡Dicho y hecho!
Donadoni lo dejó por fuera para este último partido y menos que lo convocó para el amistoso que Italia tiene el miércoles contra Sudáfrica en Siena.
Las ausencias caprichosas de Totti, Nesta y Del Piero, unidas a la sanción que pesa sobre el capitán, Fabio Cannavaro y las lesiones que aquejan al amigo de Zidane, Marco Materazzi, y al catalán Gianluca Zambrotta, obligaron a Donadoni a presentar una formación muy limitada contra la modesta Georgia, una selección donde la mitad de sus jugadores no tienen trabajo ni como futbolistas.
Italia se está jugando la clasificación a la Eurocopa y forma un grupo donde aún nada está definido: lidera Escocia, un punto atrás Italia y otro atrás, Francia. Uno de los tres se queda por fuera y en noviembre juegan en Escocia, los italianos.
Todo este preámbulo para reflexionar sobre estas decisiones que podrían ser mayoritarias, en las que deben aceptarse sin mayores consecuencias esas renuncias de grandes futbolistas a defender la Selección Nacional.
¿Qué hace Italia si la semana entrante, Buffón, Pirlo, Gattuso y Cannavaro deciden hacer lo mismo que Totti, Nesta, antes Maldini y se marchan de la Selección Nacional?
No me parece correcto que profesionales que se hicieron multimillonarios jugando al fútbol en el campeonato nacional de su país, una vez engrosada la billetera y aburridos de viajes, entrenamientos y concentraciones, simple y llanamente le digan ¡No! a su patria y renuncien al seleccionado sin la mínima consecuencia para sus carreras deportivas.
No tengo ni la menor idea de lo que se puede hacer en estos casos; así por encima digo que si en los países que tienen ejército es obligatorio el servicio militar, también en el fútbol y en todos los demás deportes, debería ser obligatorio para todos los futbolistas activos defender la Selección Nacional y quien renuncie a ella, ser sancionado.