Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Martes 9 Mayo, 2017

Doña Rutina, que no es Rufina, reina de la fecha cuatro

En media hora de juego, los dos grandes, Herediano y Saprissa tenían resueltos a su favor los partidos con los dos chicos, Santos y Limón respectivamente y esto es un triunfo absoluto de la rutina.
Y conste que calificamos a dos como grandes y a otros dos como chicos por logros y razones históricas y jamás como menosprecio a los pequeños. Lo que sucede es que cuando los chicos tienen la oportunidad de convertirse en grandes, dejan que los grandes los conviertan a ellos en más chicos.
Santos y Limón tuvieron la gran oportunidad en la cuarta fecha de la cuadrangular de dar golpes de efecto y revolucionar las posiciones en la clasificación.
Sin embargo, los de Guápiles ya tenían dos goles en su jaula apenas en el minuto 36 de acción con el Team, mientras que El Monstruo hacía fiesta en casa y se tragaba a un Limón abierto y desguarnecido que ya perdía 2-0 en 14 minutos de acción.
Entonces, cero resistencia de los también llamados equipos no tradicionales a los tradicionales y se esfuma la posibilidad de que sea campeón nacional otro equipo que no esté calificado como de los grandes.
La cuadrangular avanza y los resultados de las fechas tres y cuatro la catapultan a la rutina y se proyecta un triunfo del Herediano en esta ronda y una disputa con el Saprissa por la corona.
Más de lo mismo.
Santos de Guápiles dejó escapar cinco puntos en su estadio jugando contra Saprissa y Herediano; números fríos, elocuentes, letales de cómo se desaprovecha una gran ocasión de ser campeón nacional. Que conste que los discípulos de Johnny Chaves no están congelados; van de segundos al lado del Saprissa, pero cierran de visita y perder cinco unidades en casa en torneos tan cortos es mortal.
Lo de Limón es complicado de analizar; La Tromba aplastó al Saprissa y se desarticuló; el equipo de Horacio Esquivel como que no sabe amarrar resultados, le cuesta jugar al 0-0 o a buscar empates. Entonces juega abierto y los rivales montan orgías en su zona de retaguardia.
Salen goleados cuando van de visita y aquel equipo que estaba para campeón cuando desapareció al Saprissa de la cancha, hoy los tres rivales de la cuadrangular lo desaparecieron a él.
Resumen: en la fecha cuatro de la cuadrangular del Verano, el gran vencedor de la jornada fue doña Rutina.
gpand[email protected]