Enviar
Mineros pugnan por ser últimos en salir
Incertidumbre en cuanto al rescate genera inseguridades y conflictos

La incertidumbre del método rescate sumado a roces personales generan pugnas sobre cuál de los mineros saldrá primero por el agujero que esta prácticamente listo para que los 33 operarios vean la luz solar por primera vez en más dos meses bajo tierra.
A pesar de que las autoridades chilenas buscan asegurar un “rescate tranquilo” de los mineros atrapados desde el 5 de agosto, a 700 metros de profundidad, entre ellos se vive una pugna por ser los últimos en ser evacuados a la superficie, afirmaron fuentes oficiales.
“Todavía no hemos rescatado a nadie, seguimos trabajando siempre pensando en prevenir cualquier situación compleja”, dijo Laurence Golborne, ministro chileno de Minería
Preguntado sobre una discusión que se habría producido entre los mineros, el titular de Minería dijo que eso es irrelevante y que se trata de cuestiones personales sobre las que él no se va a pronunciar.
En tanto, el ministro de Salud de Chile, Jaime Mañalich, señaló que tras explicarles a los obreros cómo será su rescate y las precauciones que se tomarán, varios de ellos le han manifestado su deseo de ser los últimos en salir del yacimiento.
El plan de rescate, según las autoridades, implica sacar primero a los trabajadores más hábiles, después a los más débiles y finalmente a los más fuertes.
En los preparativos para el rescate, Mañalich reveló que al conversar con los mineros uno de ellos le dijo: “Ministro, yo quiero ser el último en salir”, momento en que se desató un debate entre varios mineros que también quieren ser los últimos en abandonar el refugio donde ya llevan 66 días.
Esto, según Mañalich, refleja la solidaridad y el compañerismo que existe entre los trabajadores.
Aún no está determinado el orden de salida de los mineros, toda vez que se trata de una decisión que se tomará de común acuerdo entre las autoridades y los propios trabajadores.
Aunque todos los obreros se encuentran en buen estado de salud, diez de ellos necesitan atención especial, sin tratarse de casos críticos.
Esos diez se exponen a cosas bastante leves, como que se les tapen los oídos o una caída de la presión arterial, para lo cual van a ser preparados con una dieta de sobrehidratación, una faja especial y soporte de oxígeno, explicó el ministro de Salud.
Sobre la alimentación, Mañalich explicó que doce horas antes del momento del rescate se les administrará una dieta de sólido y líquido, y seis horas antes, sólo líquido.
Ayer comenzó el “encamisado” (revestimiento) con tubos de acero de los primeros 96 metros del conducto de evacuación y, tras las primeras horas de labor, Golborne reiteró que el inicio del rescate “continúa estimándose en torno al miércoles” y que sacar a los 33 requerirá unas 48 horas.
Sin embargo, Golborne puntualizó que la operación “se puede atrasar o adelantar”, según el resultado de los ensayos.
“Puede ocurrir lo antes posible dentro de este período, sobre todo considerando que vamos a hacer algunas pruebas con la cápsula vacía”, explicó el ministro, quien agregó que el encamisado se está realizando “tal como estaba previsto”.
Los mineros serán izados hasta la superficie en una cápsula diseñada y construida especialmente por la Armada Chilena.
“Queremos avanzar lo más rápido posible, pero sin dejar de lado las medidas de seguridad para rescatar con vida a estas personas, sin ninguna contingencia”, recalcó Golborne.
“Vamos a probar lo que sea necesario para estar tranquilos y que todo funcione como hemos previsto. No tenemos una especificación de tiempos de prueba”, agregó.
Según André Sougarret, el responsable del equipo de rescate, el revestimiento del pozo en el tramo previsto finalizará hoy lunes, y a partir de ese momento durante dos días se instalarán los elementos para evacuar a los mineros.
Mientras tanto, el plan C, a cargo de la perforadora petrolera Rigg-421, que abre un conducto de 66 centímetros de diámetro, sigue excavando y está a 447 metros de profundidad.
No así el plan A, el de la perforadora Strata 950, que fue detenido a los 600 metros, porque abría un ducto muy estrecho que después habría sido necesario ensanchar.
Sobre la hipotética presencia del presidente Sebastián Piñera durante el rescate, el ministro Golborne se limitó el domingo a decir: “Ojalá que pueda acomodar su agenda para acompañarnos”.
Piñera dijo el sábado que viajaría a la mina el martes, tras una visita que hará este lunes a Ecuador, para acompañar a los mineros en el rescate, pero, según lo señalado el sábado por Golborne, la evacuación comenzará el miércoles.

Copiapó, Santiago de Chile
EFE
Ver comentarios