Enviar
Compañía abrió en el país el Centro de Servicio más grande de la región
Grupo Q busca diversificación

Conglomerado de origen salvadoreño ha invertido en Costa Rica unos $20 millones

Karen Retana
[email protected]

El grupo Q, de origen salvadoreño, abrió en Costa Rica el centro de servicio automotor más grande de la región.
El local tiene la capacidad de atender a 15 vehículos de forma simultánea, pues cuenta con un área de 1.555 metros cuadrados.
Sin embargo, a corto plazo se espera ampliar las instalaciones para recibir unas 20 unidades.
La apertura del punto de venta forma parte de la estrategia de crecimiento y diversificación del negocio que emprendió la compañía desde hace cinco años, cuando adquirió las operaciones de Lachner & Sáenz.
Hasta el momento la empresa ha invertido unos $20 millones en el mercado local, sostuvo Samuel Quirós, CEO de Grupo Q.
La expectativa de Q es lograr posicionarse como el grupo automotor más grande del país, agregó el ejecutivo.
“En lugar de ser espectadores y ver un aumento en la parte automotriz, hemos logrado ganar terreno también en la parte de repuestos”, dijo Quirós.
La firma, con presencia en todos los países de Centroamérica, orienta su estrategia en manejar los derechos exclusivos de las marcas de vehículos en cada destino. Con ello hace imposible para los competidores ingresar en esos mercados, excepto a través de una adquisición.
Asimismo, la empresa cubre la mayor parte de las líneas comerciales relacionadas con automovilismo, como por ejemplo talleres de mantenimiento, división de pintura y enderezado, financiamiento, seguros, servicio de asistencia y leasing.
Por ejemplo, el centro de servicio Autopits que recientemente se abrió en Costa Rica se encargará de brindar atención en productos como lubricantes, baterías, llantas, frenos, amortiguadores, alineación y tramado. Este se convierte en el quinto local que abre la empresa en suelo nacional.
Aunque el grupo continuamente valora la posibilidad de incursionar en nuevos mercados, en este momento considera imprudente realizar planes de expansión.
La incertidumbre que existe en la economía internacional, a raíz de las escaladas en los precios de los combustibles y la crisis alimentaria es objeto de preocupación.
A nivel interno la compañía señala que estos factores no les afectarán, ya que parte de la filosofía de negocios es equilibrar los riesgos.
“Somos un grupo financiero con 52 años en el mercado, hemos vivido la guerra y las crisis y pese a ello hemos aprendido a lidiar con estas”, manifestó Quirós.
Ver comentarios