Logo La República

Miércoles, 21 de noviembre de 2018



ACCIÓN


¿Continuidad o evolución de juego en la Hexagonal?

Walter Herrera [email protected] | Viernes 11 noviembre, 2016

De Óscar Ramírez dependerá en gran parte el funcionamiento de la Sele. Imagenesencostarica.com/La República


La Selección patria tendrá su debut en la Hexagonal final rumbo a Rusia 2018 cuando enfrente hoy a Trinidad y Tobago a las 5 p.m. (hora CR). Sin embargo, este reto es muy distinto a cualquier otro que le ha tocado enfrentar al técnico costarricense Óscar Ramírez.

Hasta ahora, ningún equipo de la región lo ha puesto a prueba.

Haití y Jamaica, rivales en la fase de grupos, son solo la ilusión de lo que verdaderamente es el nivel de Concacaf. Y si bien ya se enfrentó a Panamá, las circunstancias son otras, las clavijas estarán más apretadas y el ambiente penetrante en cada infierno centroamericano será otro.

Aunque el “Macho” debería concentrar sus preocupaciones en su sistema de juego.

¿Acaso deberá mantener su esquema de juego o adaptarse a una ronda de mayor dificultad?

La Sele juega muy ordenada, este fue el punto a favor en Brasil 2014, pero qué tan flexible es la selección cuando la situación se pone cuesta arriba.

Ramírez no ha sentido la verdadera presión de un Azteca a reventar si se está abajo en el marcador, o situación similar en Estados Unidos.

No hay que olvidar que en la última visita al Tío Sam, le recetaron a la Tricolor cuatro goles, que nunca pudieron revertir en la pasada Copa Oro.

Costa Rica no ha mostrado un estilo diferente que demuestre su capacidad de reacción.

Además, como señala el periodista Gaetano Pandolfo, el funcionamiento de la Sele es predecible, tanto que se pueden predecir sus alineaciones y movimientos.

La verdadera prueba es salir de estos 51.100 km². Trinidad es fuerte en casa, y si bien no ha ganado, tampoco cede puntos con facilidad.

Este México es diferente, a pesar de ser odiado el manejo de su técnico Juan Carlos Osorio, México solo ha perdido uno de sus últimos 15 choques, ganando 12, y empatando solo dos.

Solo queda esperar que la Selección se arme con todo su arsenal y llegue a Rusia sin tanto sufrimiento.