Waze ayuda a 421 mil conductores ticos
Danny Villalobos es uno de los oficiales de comunicaciones del tránsito encargados de monitorear las alertas que genera la aplicación Waze. Gerson Vargas/La República
Enviar

201602022123310.rec4.jpg
Waze ayuda diariamente a unos 421 mil conductores costarricenses a sortear presas, derrumbes, choques y cualquier otro inconveniente que puedan encontrarse en las calles y las carreteras nacionales.
Los usuarios de aplicación móvil o “Wazers” alimentan al sistema de Ciudades Conectadas, un programa del cual forma parte San José desde hace dos años y que recibe unas 235 mil alertas mensuales.
Hasta la Policía de Tránsito cuenta con una sala donde monitorea las condiciones de las vías nacionales con información recogida por Waze, tal como incidentes y cierres de calles, reduciendo la posibilidad de transitar por ella.
Las autoridades también alimentan la información desplegada por la aplicación móvil, con respecto a desvíos, operativos y trabajos de reparación que puedan afectar la circulación vehicular.
El MOPT avala la nueva función de Waze llamada “Restricciones de matrícula” y que evita a los conductores transitar por Circunvalación y sus periferias en el día que se presenta dicha prohibición, con base en el último número de la placa.
“Waze toma en cuenta la restricción a partir de un metro de distancia, y ayuda a guiar a los “Wazers” por las mejores rutas alternas, para evitar, en la medida de lo posible, el congestionamiento vial, así como las zonas restringidas”, explicó Eric Ruiz, líder de Waze para América Latina.
Costa Rica obtuvo una nota de 9,3 puntos de 10 posibles en materia de seguridad, prevención de accidentes peligrosos y condiciones del clima, en el primer informe de Ciudades Conectadas, realizado por Waze a finales del año pasado.
De la misma manera fue calificado con 5,3, en los servicios de fácil acceso para el conductor en vías transitadas, tales como gasolineras. A pesar de que la satisfacción general de los usuarios de Waze apenas llegó al 4,5 en Guatemala.
En términos generales, los chapines y salvadoreños son los menos satisfechos al manejar, ya que ambos países se encuentran al final del ranking, debido a la gravedad de las presas, la falta de servicios y las condiciones de la infraestructura vial.
“El reto es ayudar a los conductores para que sepan las condiciones del tráfico en tiempo real; con rutas optimizadas se podrían reducir emisiones peligrosas, minimizar el desgaste de las calles mediante una comunidad móvil de conductores y un gobierno vanguardista”, concluyó Ruiz.



Ver comentarios