Enviar
La tramitomanía es el principal dolor de cabeza que ahuyenta a los inversionistas de Costa Rica, quienes van a gastar sus dólares en otros destinos de la región
Trámites condenan competitividad

• El ranking “Doing Business 2008” cuestionó la facilidad para hacer negocios en Costa Rica, que se rezagó ante competidores regionales como Panamá, El Salvador, Guatemala y Nicaragua

Karen Retana
k[email protected]

La falta de reglas claras al inversionista y la maraña de trámites restan competitividad a Costa Rica frente al resto de países de la región.
El proyecto Doing Business 2008, elaborado por el Banco Mundial, dejó entrever los desafíos que debe enfrentar el país para ganar la carrera en la atracción de inversiones.
El ranking clasifica las economías basándose en diez indicadores que registran el tiempo y costo de cumplir los requerimi
entos gubernamentales para abrir y operar un negocio, comerciar con el exterior, pagar impuestos y cerrar una empresa.
En la evaluación, el país empeoró en siete aspectos con respecto al estudio anterior. Solo mejoró de forma mínima en el clima para hacer inversiones, la facilidad para el proceso de cierre de una empresa y en los mecanismos para facilitar el pago de impuestos.
De las 181 economías evaluadas, Costa Rica ocupó el puesto 117, por debajo de competidores como Panamá, El Salvador, Nicaragua y Guatemala, aunque por encima de Honduras que obtuvo el puesto 133.

1.
Apertura para hacer negocios
El inversionista debe realizar al menos 12 procedimientos diferentes para establecer una empresa en el país; esta cifra es mucho mayor en comparación con la que se requiere en el resto de la región.

2.
Manejo de permisos de construcción
Costa Rica cayó siete peldaños en el ranking en comparación con los resultados obtenidos en la pasada edición. El inversionista debe realizar 23 procedimientos diferentes, entre ellos licencias, permisos, notificacio
nes e inspecciones y obtención de conexiones a servicios públicos, según Doing Business 2009. Este proceso puede representar al menos 191 días. No obstante, existen casos de inversionistas que tienen sus proyectos detenidos por más de seis meses.

3.
Contrato de trabajadores
En este aspecto, el país bajó en un punto hasta ocupar en la actualidad la posición 77. La dificultad de contratación y la inflexibilidad en los horarios son dos de los indicadores que el ranking evidenció como los principales problemas de los empleadores al venir a Costa Rica. Esta situación se presenta en la actualidad con mayor incidencia en el sector construcción y agrícola.

4.
Registro de propiedades
Para la inscripción de propiedades un inversionista requiere unos 21 días para realizar este trámite, el cual consiste en seis pasos. En algunos países como Panamá el costo que implica este procedimiento es much
o más competitivo.

5.
Obtención de crédito
El acceso y la calidad de la información crediticia disponible a través de los registros públicos u organismos privados es percibida como deficiente. También se evidencia una pobre legislación en materia de derechos legales de los deudores y acreedores. De cero a diez, ambos indicadores fueron calificados con un cinco.

6.

Protección a los inversionistas
Este es uno de los aspectos en donde el país fue calificado con mayor severidad, debido a la falta de reglas claras y transparencia. En este aspecto, Costa Rica fue calificado con un tres.

7.
Cumplimiento de contratos
Desde el momento en que se establece una demanda legal hasta el momento del pago final, el empresario debe esperar en promedio 877 días, un 50% más del tiempo que una acción similar requiere en una economía de altos ingresos.

8.
Comercio transfronterizo
El tiempo para exportar o importar mercadería y la documentación requerida para hacer este procedimiento son los principales factores que restan competitividad al país frente a otros países de la región. Mientras que en países desarrollados el tiempo de importación puede representar 11 días, en el país significa 25, de acuerdo con el estudio.
Ver comentarios