Enviar
Estados Unidos y la Unión Europea son los principales mercados
Productores de flores se recuperan tras crisis
Sector prevé repunte en exportación de flores y tallos; incremento podría alcanzar un 15%
Cuando hablamos de los efectos negativos de la crisis económica, los exportadores de flores fueron de los que más sufrieron. Empero, para inicios de este año, la colocación del producto en el extranjero presentó un leve repunte, lo que ocasiona una sensación de mejoría.
En términos de comparación, a febrero de este año, el sector de la floricultura para exportación manifestó signos positivos en comparación a años anteriores.
Para 2010, las exportaciones a Norteamérica inyectaron más de $31,6 millones a la economía costarricense, siendo esta cifra la mejor en los últimos tres periodos. De ahí que para 2011 los productores estimen movimientos positivos.
Por otro lado, las exportaciones a Centroamérica terminaron de darle un respiro al golpeado sector, región que junto con los mercados de Estados Unidos y Europa constituyeron la tabla de salvación durante la crisis.
“Fue duro el golpe, por lo que se tuvo que echar mano al mercado nacional y al centroamericano. Esa estrategia ayudó a solventar la caída”, explicó Wilbert Quirós, gerente de Ventas de Kewi Flowers.
La Unión Europea, otro de los principales socios comerciales para los floricultores, presentó un descenso del 8% en 2010.
“La estimación de crecimiento aún no la tengo, pero los contratos de ventas después de Cuaresma nos dan esa percepción”, aseguró Quirós.
En cuanto a las estrategias de producción, parte de los exportadores buscaron readaptar su oferta. En este caso el 80% de la floricultura se centró en los retoños (esquejes), ya que la demanda de flores cortadas en 2009 presentó un estancamiento.
El mercado estadounidense mostró que lo más recomendable era producir retoños para cubrir su demanda, por lo que este mantiene un movimiento importante, explicó Alexander Chavarría, gerente comercial de Florexpo.
“Algo que nos ayudó fue que tanto los precios como los clientes de Estados Unidos y de Europa fueron fieles. Para 2011 tenemos buenas expectativas de crecimiento de hasta un 15%”, aseguró Chavarría.
Por el momento, otra piedra en el zapato del sector es la situación cambiaria del país, que ha generado un abaratamiento de sus ingresos, agregó Chavarría.
Con el viento a favor y la marea alta, los floricultores nacionales emprenden la producción; para así zarpar a la cobertura de la temporada alta que comienza en setiembre.

Cristian Leandro
[email protected]


Ver comentarios