Enviar
Más que una cara bonita

Rompió el mito de que las rubias son tontas. Leonora Jiménez es la modelo más cotizada del país y está poniendo a adelgazar con un plan que ella misma ideó. Pero ya piensa en retirarse…

¿Qué la apasiona?
El altruismo, espero que este sea mi ultimo año como modelo y empresaria a tiempo completo y así poder dedicarme a lo que me llena, ayudar al menos privilegiado.

¿Cómo ha sido su experiencia en Europa?
Muy gratificante y muy dura, saturada de proposiciones indecorosas que me han hecho demostrarme la clase de ser humano que soy.

¿Le preocupa “quemar” su imagen?
Sí, por eso cuando aparezco en televisión es para cosas muy distintas, es algo que valoré con extremo detalle.

¿Le asusta envejecer?
No por el cambio físico, pero sí no tener toda la energía necesaria para realizar todas las cosas que hago.

¿Qué la estresa?
La falta de compromiso social y la mediocridad.

¿Involucraría a un hijo en el modelaje?
Lo dejaría hacer lo que quisiera, me preocuparía más por darle sentido de responsabilidad e inculcarle la importancia de la educación, armas para que no se pierda a sí mismo.

¿Cómo controla la extrema delgadez?
Como muy bien, hago ejercicio y me realizo exámenes de laboratorio muy a menudo.

¿Con qué proyectos gana más dinero?
La fotografía y la producción de comerciales en Europa me dejan bastante dinero.

¿Qué adquiriría como inversión?
Me he preocupado por adquirir bienes inmuebles y acciones de bolsa.

¿Cómo se informa?
En la web, periódicos, revistas y seminarios. Uno es lo que sabe, yo quiero “ser” mucho.

Se desnudó para una sesión de fotos artísticas, ¿cómo fue la experiencia?
En realidad nunca estuve desnuda. Produje un calendario de ambientalista que promueve el balance entre el hombre y la naturaleza, y es por eso que no podía haber ningún tipo de fibra sintética.

¿Nunca cae en la tentación?
Soy un ser humano racional, no creo en caer en tentaciones…

Una cita ideal
Donde sea con el hombre que amo.

¿Cómo logra el equilibrio entre lo personal y lo profesional?
Trabajo tanto que mi vida personal se ve prácticamente reducida a cero.

¿Qué se compró con su primer pago?
Unas Tronaditas; mi primer pago lo recibí a los siete años cuando vendía frutas los fines de semana.

El lado oscuro del modelaje
El brillo de la industria hace que muchísimas mujeres se deslumbren, muchas terminan convirtiéndose en divas tontas y viciosas que se creen mucho y en realidad representan muy poca cosa.

¿Qué opina del modelaje de siliconas?
Estoy en contra de cualquier tipo de “modelaje” que venda a la mujer en lugar de vender un producto o una idea.



Nombre
Leonora Jiménez Monge

Edad

25

Carrera

Nutricionista

Puesto

Modelo y empresaria de Vita Fitness
Ver comentarios