Enviar
Partido se debilita ante cuestionamientos contra sus jerarcas
Libertarios quedan huérfanos

Votos cautivos serían captados por el PUSC y el PAC

Sin una casa política que represente sus ideales, así quedaron los seguidores del Movimiento Libertario, tras los cuestionamientos que envuelven a su líder Otto Guevara y otros dos jerarcas de la agrupación.
El debilitamiento en la credibilidad del partido ocasionó que varios libertarios abandonaran sus tiendas y otros optaron por apartarse momentáneamente, mientras no se aclaren las presuntas anomalías sobre el financiamiento de la pasada campaña electoral.
Tal es el caso de los diputados Patricia Pérez y Carlos Góngora, quienes se abstienen de participar en las reuniones de fracción, hasta que Guevara no sea apartado de la presidencia de la agrupación.
Aspecto que se pondrá en discusión durante la Asamblea Nacional del Movimiento, la cual se celebrará el 25 de febrero del próximo año, ya que el tres veces candidato presidencial dijo que no renunciaría a su cargo.
De momento, los libertarios quedaron en la orfandad, a la espera de encontrar una nueva agrupación que acoja los principios liberales, lo cual es difícil si no sobresalen nuevas figuras.
En este sentido, Federico Malavassi, fundador y exdiputado rojiblanco, aduce que lo más conveniente es renovar la agrupación desde sus bases y hasta valora fundar un nuevo partido, siempre con los principios liberales.
Sin embargo, si el Movimiento no logra subsanar las heridas ocasionadas durante las últimas semanas, sus partidarios migrarían hacia la Unidad Social Cristiana (PUSC) o al Partido Acción Ciudadana (PAC).
A la primera agrupación irían pues de ahí provienen varios de sus líderes, quienes comenzaron a militar en las filas libertarias, luego de los escándalos de corrupción contra los expresidentes Rafael Angel Calderón y Miguel Angel Rodríguez.
Aunque es poco probable, tomando en cuenta que históricamente los libertarios no votan por el partido, sino por el líder que los representa.
“La vigencia de los libertarios en la política nacional va a caer en un vacío si no salen nuevos líderes. Muchos de sus militantes podrían irse al PUSC, que ha sido un partido de conformación amplia, pero en estos momentos, no hay una opción clara o abierta”, explicó Carlos Carranza, analista político.
Históricamente en el país, la mayoría de personas votan por líderes, mas no por una ideología política. Por tal razón, también se prevé que los libertarios migren hacia el PAC.
Ello en razón de que en las elecciones anteriores la tendencia ha sido que tanto los rojiblancos como los rojiamarillos voten en contra del statu quo de los partidos que siempre han estado en el poder, es decir, Liberación Nacional y el PUSC.
“Nuestros estudios nos dicen que aunque en la teoría ideológicamente son totalmente opuestos, en la práctica ocurre que la mayoría de partidarios del PAC y el Movimiento Libertario son los mismos y nunca votan por Liberación y la Unidad”, manifestó Luis Haug, gerente regional de CID Gallup.
El viernes 4 de noviembre, la Fiscalía de Delitos Económicos allanó la sede del Movimiento Libertario y las viviendas de Ronaldo Alfaro y Róger Segura, tesorero y contador de agrupación, así como la casa de Guevara.
Allanamientos que terminaron con la detención de Alfaro y Segura, quienes figuran como imputados por presuntamente cometer el delito de estafa. El líder rojiblanco todavía no figura como imputado.
La investigación que realizan los fiscales está relacionada con el cobro de ¢200 millones que hicieron los libertarios al Tribunal Supremo de Elecciones, por unas charlas de capacitación que fueron incluidas en la deuda política y que supuestamente nunca se realizaron.

Natasha Cambronero
[email protected]

Ver comentarios