Gobierno valora no cobrar renta a concesión
Utilizar el dinero que ingresaría OAS al país por impuesto de la renta para bajar los precios de los peajes es una posibilidad, pero dependería de los diputados, dijo Roberto Gallardo. Archivo/La República
Enviar

Fisco proyecta recaudar unos $1 mil millones durante 30 años

Gobierno valora no cobrar renta a concesión

Es una de las medidas para abaratar peajes, pero requiere aprobación legislativa

Con el objetivo de bajar el precio del peaje de la carretera entre San José y San Ramón, el Gobierno valora renegociar el monto que recibiría por la concesión.

201304212206070.n44.jpg
Toda empresa debe cumplir con el pago del 30% de las utilidades, aplicable a la concesionaria.

La negociación plantea reducir el porcentaje, a cambio de una menor tarifa de peaje; y que por su lado la empresa también encuentre opciones para bajar precios.
Con las medidas se busca llegar a un entendimiento con los vecinos de los cantones de Occidente que se han opuesto a la concesión, principalmente por el costo del peaje que sería de unos ¢2 mil por sentido en todo el recorrido.
El monto que dejaría de percibir el Gobierno de acordarse la eliminación del pago de renta sería de unos $1 mil millones, a lo largo de los 30 años que la firma brasileña estaría a cargo de la carretera, aseguró Roberto Gallardo, ministro de Planificación.
Maniobrar con este rubro para bajar los costos de los peajes es una posibilidad que se estudia, pero es algo que requiere el visto bueno de la Asamblea Legislativa, reconoció el jerarca.
Una delegación de OAS se encuentran en el país, para mejorar el proceso de comunicación en torno a la concesión de $524 millones.
La compañía brasileña aduce que la información divulgada sobre el proyecto ha generado teorías erróneas.
Aunque los representantes de la concesionaria no profundizaron en detalles, afirmaron su total apertura para sentarse a escuchar la propuesta del Gobierno.
“Hemos venido trabajando escenarios posibles y realizables de negociación en el tema tarifario, de manera que se garantice una caída drástica en los peajes”, manifestó Laura Chinchilla hace unos días.
No obstante, la mandataria no hizo hincapié en cómo se lograría reducir esta tarifa o qué rubro se tocaría para inclinar la balanza.
Pese a la disposición del Gobierno y la firma brasileña, todavía no hay una propuesta concreta que atenúe las críticas contra el costo del proyecto.

Luis Fernando Cascante
[email protected]
 


Ver comentarios