Enviar
Con Sumo
Dormir con los ojos abiertos

Dicen que a raíz de las experiencias en China del famoso mercader veneciano Marco Polo (1254-1324), que por primera vez describió la cultura de ese país, quienes incrédulamente lo escuchaban hablar sobre ella crearon la frase “cuentos chinos”. Pero no eran tales. Hoy se sabe, por ejemplo, que en China desarrollaron la técnica (con diez años de entrenamiento) de dormir con los ojos abiertos. Eso entre tantas otras cosas que Occidente desconoce de esa cultura milenaria.
En todo caso, es bueno saber algunas cosas sobre el sueño. Por ejemplo: ¿sabe usted que si dormimos 5,5 horas perdemos el mismo peso que durmiendo 8,5 horas pero la quema de grasa se reduce a la mitad? Esto dicen los científicos que hicieron un estudio sobre el asunto en la Universidad de Chicago. Parece que si se duerme menos se reducen los niveles de grelina, una hormona que estimula el hambre y reduce el gasto energético. Buen dato para quienes están tratando de reducir de peso.
Dormir unas ocho horas cada noche es bueno por muchas otras razones. Entre ellas, el peligroso riesgo de dormirse al volante, que aparentemente tantas desgracias ocasiona. Por cierto, los fabricantes de automóviles tienen la oportunidad de usar la tecnología para despertarnos de ese sueño que puede llevarnos a la muerte. Creo que firmas como Toyota ya lo hicieron con un sistema de seguridad que detecta al instante si el conductor de un vehículo se queda dormido mientras maneja.
De todos modos no espere a que su auto lo despierte… mejor duerma lo suficiente por las noches y no le dará sueño ni en la carretera ni en la oficina.

Carmen Juncos
[email protected]
Ver comentarios