Crisis del BCR golpea solo imagen
Enviar

Aunque es innegable que el escándalo del cemento chino ha afectado la imagen del Banco de Costa Rica (BCR), jamás se podría decir que sus inversiones corran algún peligro.

Sin embargo, las rencillas internas entre los integrantes de la junta directiva deben parar inmediatamente, para no afectar más a la entidad financiera.

El empréstito otorgado al empresario Juan Carlos Bolaños, apenas representa el 0,49% de la cartera crediticia del banco.

La cobertura de créditos de dudosa recuperación asciende a unos ¢54 mil millones, por lo que alcanzaría de sobra para tapar el préstamo, de acuerdo con las exigencias de la Sugef.



En cuanto al patrimonio del BCR, este asciende a ¢509.117 millones y las utilidades acumuladas exceden los ¢30.347 millones, por lo que se mantiene como la segundad entidad bancaria en importancia del país.

“Este banco, sus números y no solo los dichos por nosotros, sino también por nuestros reguladores, son sólidos, solventes, fuertes, y cuenta con una liquidez e indicadores como pocos bancos en Costa Rica”, aseveró Leonardo Acuña, gerente general interino del BCR.

El contar con garantía del Estado también ayuda a cimentar la robustez del BCR en el hipotético, improbable y lejanísimo caso de que se descubran otros 500 préstamos similares al que se brindó a Bolaños, como lo aseveró Ottón Solís, diputado del PAC.

“No hay nada que temer, absolutamente nada. De hecho en días pasados yo hice dos depósitos en la cuenta del BCR”, agregó Solís, quien es economista.

La junta directiva del BCR se encuentra en medio de una tormenta, debido a la investigación que realizan el Congreso y la Fiscalía en contra de Bolaños, a quien se le señala por ser la supuesta pieza clave en una red de tráfico de influencias con tentáculos en la Asamblea Legislativa, la Corte Suprema de Justicia y hasta la Presidencia de la República.

En el caso del BCR, se le cuestiona porque el comité de crédito habría modificado el reglamento general para aceptar pólizas de otras aseguradoras que no fueran el INS.

Esto ha generado una serie de disputas a lo interno entre los directores, lo cual sirvió al presidente Luis Guillermo Solís, para pedir su renuncia en pleno; sin embargo, estos se mantienen en rebeldía y la Sugef ha advertido que el banco está en riesgo por las rencillas.

“El BCR cuenta con el cariño de la gente y la garantía del Estado, pero no puede abusar de eso; no se puede permitir que esta situación continúe porque sí afecta su imagen. Si esta situación le hubiera ocurrido a la banca privada, estaría en un grave problema”, dijo Patricia Pérez, asesora financiera independiente.

Una forma de reducir las posibilidades de que un nuevo escándalo político sacuda a la banca nacional, es despolitizando el nombramiento de la junta directiva.

En el caso del BCR hay cinco exdiputados y prácticamente todos son abogados, por lo que existiría una alta dependencia del gerente bancario como especialista, por lo que habría existido una deficiente fiscalización por falta de conocimiento, concuerdan los expertos consultados.


Tranquilidad


Expertos en finanzas destacan la robustez del BCR y niegan que el escándalo político tenga un impacto en su estabilidad financiera.

Luis Guillermo Solís

Presidente
Costa Rica

La decisión de solicitarle la renuncia a la junta directiva del BCR no radicó en que el banco no esté sólido financieramente, sino a que la gobernanza de la entidad financiera se pueda ver afectada si se mantienen las diferencias de criterio a lo interno de la institución. Tampoco es cierto que quisiéramos silenciarlos al sacarlos del BCR, porque la investigación continuará hasta sus últimas consecuencias y lo peor que podemos hacer es enemistarnos con ellos.

Alberto Dent

Expresidente
Conassif

La gente no debería estar preocupada, siendo un banco del Estado y al tener la garantía del mismo, además ha demostrado ser una institución realmente sólida. Sí hay dudas respecto al profesionalismo y como se ha manejado la institución, pero esto no tiene que ser una situación para que se vea afectado financieramente. Entre más profesional sea el manejo desde la junta directiva, mayor confianza se tendrá.

Mario Gómez

Asesor
Asociación Bancaria Costarricense

Lo que se percibe es que no se está minando la confianza en el Banco, este es muy sólido, solvente, grande, y tiene una porción muy importante del mercado. Me parece que la gerencia, al salir diciendo y revelando los números del bancos hace lo correcto; es transparente, eso ayuda a la confianza de sus ahorrantes. Si bien es cierto, que lo que ha pasado pudo generar alguna inquietud, creo que la administración del banco lo está abordando correctamente.

Eduardo Lizano

Expresidente
Banco Central

La situación que está viviendo el BCR no genera incertidumbre, debido a que sus estados financieros revelan una buena posición y el personal técnico tiene la capacidad de enfrentar estos problemas. La gente no saldrá corriendo a sacar su dinero porque sabe que en último caso cuentan con la garantía del Estado.

Patricia Pérez

Asesora financiera
Independiente

Es indudable que la imagen del BCR está golpeada y que es necesario que se tomen decisiones en la directiva. No obstante, la gente tiene que estar tranquila, ya que no existe peligro de perder los ahorros o algo similar. Pienso que al ser un banco nacional, hay una especie de protección implícita por parte de los ciudadanos, debido al cariño y sobre todo a la garantía del Estado. Si fuera un banco privado, sería otro escenario.

Ottón Solís

Diputado
PAC

Jamás está en peligro el BCR, ya que se trata de cifras muy pequeñas en relación con la cartera crediticia. Para que eso pasara, tendrían que aparecer unos 500 préstamos similares a los del cemento chino, mientras que el empréstito de Coopelesca está bien garantizado con seguros. La gente tiene que estar tranquila y mantener las cuentas sin preocuparse, ya que la solidez del banco es grande. En lo personal, yo hice un par de depósitos en días pasados sin preocuparme de nada.


Robustez financiera


Las cifras financieras del Banco de Costa Rica (al 31 de agosto) muestran solvencia y estabilidad, con un crecimiento del 8% en captaciones y créditos, esto lo convierte en el segundo más grande del país por debajo del Banco Nacional. (cifras en millones de colones).

   
Activos 1.605.428
Patrimonio 509.117
Utilidades 30.347

 



Ver comentarios