Amenazan hegemonía brasileña
Thiago Silva, capitán y baluarte de la selección brasileña, que le va con todo a James Rodríguez, casi seguro no jugará la semifinal.Fabrice Coffrini/AFP-La República
Enviar

Amenazan hegemonía brasileña

Alemania dispuesta a llevarse la Copa para Europa

Un choque titánico entre dos de las potencias más grandes del fútbol mundial se medirán mañana en la semifinal de la Copa del Mundo en la ciudad de Belo Horizonte para obtener un boleto a la final. Brasil y Alemania, un duelo de antaño, y choque entre dos potencias del nuevo y viejo continente que tiene historia y tintes de revancha.

201407062247500.a55.jpg
La selección de Brasil a pesar de ser local y tener mejores estadísticas en los duelos contra los germanos, no la va a tener nada fácil, dos de sus principales figuras, Neymar y Thiago Silva se perderán el encuentro semifinalista.

El delantero paulista Neymar sufrió una lesión en el partido contra Colombia después de que el cafetero Camilo Zúñiga golpeara su espalda con la rodilla y de esta forma le causó una fractura en una vértebra lumbar.

Por su parte el defensor central y capitán carioca, Thiago Silva, recibió su segunda tarjeta amarilla infantilmente tras obstruir el saque del portero colombiano David Ospina. Sin embargo la FIFA recibió una apelación de los brasileños por dicha amonestación que se mantiene bajo estudio.

"La baja de Thiago plantea una situación difícil para el partido ante Alemania, pero tenemos grandes jugadores. Creo que vamos a tener un partido tranquilo", comentó el seleccionador brasileño Luiz Felipe Scolari.

El conjunto germano perderá al defensa Shkodran Mustafi, que tras el desgarro sufrido en el choque ante Argelia dijo adiós al torneo. Alemania califica este partido como histórico y no se confía de las lesiones de la escuadra brasileña.

"Es un partido vital, sin duda. Jugar contra el anfitrión, además, supone un desafío aparte de un gran honor. Aunque hubiera sido mejor no jugar con ellos hasta la final", reconoció el volante teutón Bastian Schweinsteiger.
Por segunda vez en la historia de un Mundial se da el enfrentamiento entre la “canarinha” y el “mannschaft”, anteriormente se toparon en la final en 2002 en la justa de Corea y Japón donde los brasileños vencieron a los alemanes 2-0 y en ambas anotaciones el número “9” Ronaldo Nazario le dio la gloria a su país al obtener el quinto cetro en su historia. No obstante, Brasil venció en el Mundial de 1974 (Alemania) a la selección de Alemania Oriental.

Los alemanes clasificaron a semifinales tras vencer en el clásico europeo a Francia 1-0 con cabezazo de Mats Hummels, mientras tanto la selección de casa avanzó al dejar por fuera a Colombia con marcador (2-1), los defensores Thiago Silva y David Luiz pusieron a bailar a toda una nación.

Mañana a las 2 de la tarde (hora local) europeos y americanos buscarán hacer historia y llegar al Maracaná a jugar la gran final.

Walter Herrera V.
[email protected]
 

 


Ver comentarios