Logo La República

Martes, 20 de noviembre de 2018



MAGAZINE


Calidad como bandera

Natasha Cambronero [email protected] | Miércoles 11 abril, 2012



Calidad como bandera
Grupo Calvo se posiciona como segunda atunera más grande del país

¿Qué méritos alcanzó Grupo Calvo para ser la primera empresa extranjera que gana el premio de la Palma de Oro en El Salvador?
Nunca perseguimos premios, los premios nos dan el reconocimiento de que hacemos las cosas bien. Lo que hace Calvo es siempre de calidad, que es la única forma para triunfar y obtener el reconocimiento de la gente.
Lo que nos preocupa es la calidad, porque es la que nos ha llevado al éxito en todos los sitios donde estamos. Somos número uno donde estamos, y si no somos número uno, somos número dos.

¿Cómo ha sido la competencia en Centroamérica desde que arribaron en 2003?

Al principio fue muy duro, porque cuando una marca es desconocida se complica. Pero hemos encontrado gente muy valiosa que nos ha ayudado. Con la calidad como bandera hemos ido entrando a los mercados, un cliente cuando prueba Calvo ya no deja Calvo. Poco a poco vamos creciendo, pero de una forma continua.

¿Cómo cataloga a sus competidores?

Pasa hasta en las mejores familias. Aquí había uno solo y llegó el segundo. Posiblemente vendrá el tercero. Nosotros no hemos entrado con una actitud de triunfadores, hemos entrado de manera callada.

¿En este momento cómo se encuentra posicionado Calvo en el mercado centroamericano?

Hemos crecido un 37% el año pasado, estamos facturando $21 millones, son cerca de 20 millones de latas.
En cada país tenemos diferentes participaciones de mercado, en Costa Rica pegamos hasta un 17%, Panamá un 18%, El Salvador estamos en el 30%, Guatemala en el 12%, Honduras en el 10% y Nicaragua en el 12%, en todos los mercados vamos creciendo.

¿Cuáles son las expectativas que tienen en el istmo, cuáles planes contemplan?

Queremos crecer. ¿Cómo? En función de como esté la economía, en función del mercado y las oportunidades que podamos tener con las fábricas.
No sabemos si haremos otra fábrica más o vendemos estas. Tenemos cuatro fábricas y siete marcas.

¿Cuáles planes hay para Costa Rica?

Seguir tratando de ganarnos la confianza del mercado costarricense que nos está tratando con cariño día a día, año a año. Donde antes no éramos nada, ya tenemos presencia suficientemente grande.

¿En las ventas, cuánto les afectó la recesión?

Han crecido mucho las marcas blancas, pero cuando pase la crisis, las marcas blancas caerán, de eso no hay duda.

Natasha Cambronero
[email protected]