Enviar
7 señales que pueden matar el trabajo

Existen muchos factores que pueden estancar y hasta arruinar los sueños que se tienen a nivel profesional

Melissa González
[email protected]

El sueño de todo profesional es que su carrera crezca y ser exitoso, sin embargo estas ansias de crecimiento pueden llevar a todo lo contrario.
Reconocer que todo requiere tiempo, esfuerzo y el trabajo en equipo son tres consejos fundamentales para lograrlo.
También existen señas que pueden indicarle que va por el camino incorrecto.
“Por lo general estos factores, como por ejemplo la pereza o la desmotivación se convierten en un círculo vicioso, no surgen de forma espontánea”, expresó Elizabeth Aguilar, psicóloga laboral.
El porqué de esta rotación o círculo vicioso se aduce a diversas razones, entre ellas la falta de un proyecto de vida, de un plan que las personas puedan seguir a largo plazo para cumplir sus objetivos.
“Un día me decía una persona que cuando él tenía 20 años se quería comer el mundo, eso quiere decir que quería surgir, tenía claras sus metas e hizo lo conveniente para hacerlo, hoy es el gerente de una importante empresa”, expresó Aguilar.
La gran mayoría de las personas tiene la necesidad de trabajar, y esto lleva a muchos a aceptar lo que les propongan o lo que consigan a primera vista, y esto afecta su crecimiento.
La actitud también es fundamental, no solo hacia el trabajo en sí, sino también al ambiente en el lugar, a veces la gente llega con muchas expectativas y se desilusiona.
“He escuchado mucho las quejas de las personas en lugares de trabajo sobre que no les gusta un grupo de gente, entre otras cosas, y creen que cambiando de trabajo van a mejorar, lo que no saben es que los conflictos interpersonales se dan casi en todos los grupos sociales y lo importante es cómo ellos logran enfrentarlos”, agregó.
La baja tolerancia a la frustración es otro factor, que se puede apreciar cuando una persona asume responsabilidades mayores que no puede enfrentar, y decide irse y buscar otras opciones.
“Un factor importantes es reconocer que es un error lo que se ha venido diciendo por años, que una vez en la casa se deja el trabajo fuera, las personas son seres integrales y lo que me pasa con mis amigos y mi familia sí me afecta en el trabajo y viceversa”, puntualizó la profesional


Identifique los signos

Estas son algunas señales que pueden arruinar la carrera profesional

Orgullo

Muchas personas que experimentan triunfos en el trabajo, toman todo el crédito de estos logros, sin reconocer el apoyo o asistencia recibida en el proceso. A menudo estas personas que no toman en cuenta a los demás, especialmente las que están abajo, son consideradas solitarios-exitosos. Mientras que el orgullo de alguien quiere todo el reconocimiento previsto, una filosofía de equipo puede construir un camino rápido hacia el desarrollo de una carrera.

Envidia
Está bien reconocer a los otros individuos, pero decir: “eso lo pude haber hecho yo”, puede ser destructivo e impactar de forma adversa su propia habilidad de enfocarse en sus tareas laborales. Volverse envidioso de los demás puede sabotear su autoestima, que es una característica vital en cada trabajador o ejecutivo.

Ira
Engendrar desacuerdos, disputas, tensión o conflictos u otros proveedores de ira, no benefician en el lugar de trabajo. Simplemente no hay nada productivo con respecto a la ira, que perjudica el equilibrio y el autocontrol. Además daña la reputación y la imagen.

Miopía
Un deseo egoísta es “más rápido”, esta es una de las motivaciones de muchos ejecutivos entre sus metas. Pero tomar esta noción al extremo puede llegar a ser autodestructivo, y los principales valores se pueden perder, así como el balance de la vida durante el proceso. Enfocarse en hacer las cosas rápido y en corto tiempo tal vez no sea tan malo en el momento, pero puede llegar a ser dañino para asumir los retos del siguiente nivel.

Complacencia

La complacencia y la pereza no deben tener lugar en el trabajo, especialmente para los que tienen altas aspiraciones. Esperar los logros de otros y su éxito, para asumirlos en su carrera es imprudente. En el actual mundo competitivo tenga claro que solo los que continúan creciendo y haciendo contribuciones de valor serán exitosos.

Desequilibrio
Los individuos que se trasladan a otra empresa muy rápido pueden terminar cayendo como consecuencia. Mucho no es siempre mejor, especialmente si usted no está listo para el reto. Es importante asegurarse no solo de que usted esté profesionalmente listo para asumir un reto grande, para el cual las expectativas son igual de grandes, sino también que su vida personal esté lista para nuevas demandas y fortalezas.

Lujuria

Algunas veces esto puede desembocar en lujuria, y en el intenso deseo por lo que otros han logrado en el trabajo, o estar crónicamente insatisfecho con el estatus propio.

Fuente: Forbes.com
Ver comentarios