Enviar
Lunes 23 Julio, 2012

Economía mantiene crecimiento

El Indice Mensual de Actividad Económica (IMAE) registró a mayo, una tasa de crecimiento interanual del 5,1% y una variación positiva del nivel promedio en los primeros cinco meses del año respecto al mismo periodo del año anterior del 6,4%. Estas tasas de crecimiento aunque menores a las que se habían registrado en los meses previos, continúan evidenciando un saludable ritmo de crecimiento de la producción nacional y son superiores a las registradas en la última década (4,5%).
La reducción en el ritmo de crecimiento obedece principalmente a la evolución reciente de la industria (especialmente las empresas adscritas a regímenes especiales) y del sector agropecuario, pues otros sectores mantienen altas tasas de crecimiento.
En manufactura, el crecimiento interanual a mayo (9,4%) fue menor que el de los primeros meses del año (en torno al 13%), pero sigue siendo una tasa muy elevada. Este menor dinamismo es atribuible en gran medida al comportamiento de las empresas de zona franca, las cuales mantuvieron crecimientos particularmente elevados en los últimos 12 meses y, como es esperable después de tasas tan altas, están mostrando un menor ritmo de crecimiento conforme el efecto “rebote” tiende a diluirse en el tiempo. En todo caso, la actividad no se contrae, sino que crece a tasas más normales después de una recuperación muy intensa.
En el sector agropecuario enfrentamos un fenómeno relacionado con la estacionalidad de ciertos productos y factores climatológicos. En el caso de la piña y el melón —importantes componentes de las exportaciones y de la producción agrícola del país— las pérdidas asociadas con las condiciones climáticas y una cosecha temprana tuvieron un impacto adverso sobre el crecimiento en mayo. Cabe resaltar que el sector no solo sigue creciendo, sino que el dinamismo sigue siendo positivo (el crecimiento medio en lo que va del año fue un 1,6%).
En contraste, otros sectores importantes como el comercio, la construcción, los servicios financieros, el transporte y las telecomunicaciones, los servicios empresariales y la hotelería, mantienen (y en algunos casos han fortalecido) el crecimiento que han estado experimentando en los últimos meses.
A pesar de que la actividad económica mantiene un crecimiento favorable, existen retos importantes sobre los cuales el Gobierno está trabajando como: lograr traducir en forma más intensa el crecimiento de la producción en más y mejores empleos, enfrentar los retos en productividad y capital humano necesarios para potenciar el crecimiento y desarrollo económicos e impedir que la situación de las finanzas públicas presione los tipos de interés que ralenticen la actividad económica.
La política pública seguirá tomando acciones orientadas a fortalecer el empleo, a invertir más en infraestructura y en educación. En ausencia de medidas tributarias que resuelvan permanentemente el problema, en el corto plazo, tomar decisiones que permitan aliviar el impacto del desequilibrio fiscal sobre las tasas de interés, la inversión, el consumo y por tanto el crecimiento económico, como es el caso del proyecto de ley que autoriza al Gobierno a emitir deuda en los mercados internacionales.

Luis Liberman G.
Vicepresidente de la República