Profeta en su tierra
El alemán Sebastian Vettel no cedió ante la presión de sus escoltas, uno de ellos, el francés Romain Grosjean. AFP-Patrick Stollarz/La República
Enviar

Profeta en su tierra

Vettel gana por primera vez el GP Alemán y se consolida en la cima

En una carrera en la que el finlandés Kimi Raikkonen y el francés Romain Grosjean, del equipo Lotus, lo pusieron en apuros, el alemán Sebastian Vettel (Red Bull) logró por primera vez ganar ayer el Gran Premio de Alemania y afianzar su liderato al frente del Mundial de Fórmula 1.
La carrera dejó más líder del Mundial a Vettel, que a pesar de las dificultades que se encontró para ganarla llegará al ecuador del Mundial, que se alcanzará en Hungría, con un cómodo colchón de 34 puntos sobre el español Fernando Alonso, su inmediato perseguidor.
Alonso (Ferrari) fue cuarto en una prueba en la que la estrategia diseñada por la escudería italiana en la sesión de clasificación de ayer funcionó a medias, ya que, si bien pasó de la octava plaza de salida a la cuarta final, no le permitió llegar al podio.
En la salida de la carrera, los Red Bull de Vettel y el australiano Mark Webber, rebasaron al británico Lewis Hamilton (Mercedes), que partía desde la pole, con lo que el piloto alemán pudo empezar a marcar el ritmo sin oposición.
La carrera se neutralizó tras una inusual estampa en la que el Marussia del francés Jules Bianchi iba marcha atrás en una bajada después de que el piloto francés abandonara el monoplaza tras haberse incendiado.
La salida del coche de seguridad propició un cambio masivo de ruedas pero los cuatro primeros no perdieron la posición, con Vettel primero, seguido de Grosjean y Raikkonen, y Fernando Alonso tras ellos.
De ahí al final fue una persecución sin descanso, con la incertidumbre de las paradas en boxes y el rendimiento de los neumáticos, si bien tan solo Raikkonen ganó la posición a su compañero.
La próxima carrera del Mundial, décima del campeonato, se disputará el próximo 28 de julio en el trazado de Hungaroring, sede del Gran Premio de Hungría.

ALEMANIA /EFE

Ver comentarios