Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Jueves 4 Octubre, 2007

Nota de Tano

Gaetano Pandolfo
[email protected]  

Hoy a las 4.30 se inicia la serie entre Indios y Yanquis.
Los temibles “Bombarderos del Bronx” o el Imperio del Mal como son conocidos por la potencia de sus bateadores, acostumbrados a arrasar a sus adversarios con resultados escandalosos que superan a cada rato las diez o 15 carreras, son de sobra conocidos en el universo beisbolero. La Tribu no y es por eso que hemos aprovechado las dos últimas notas para analizar algo de mi querido equipo.
Ayer comentamos el orden de bateo de Cleveland y llegamos al venezolano y jardinero derecho, Franklin Gutiérrez, quien a punta de jonrones (13 en media temporada) y enormes atrapadas le quitó el puesto a Trot Nixon. Gutiérrez batea sexto o sétimo.
Le sigue el veterano de 40 años, Kenny Lofton, quien volvió al equipo de sus amores pocos días después del Juego de Estrellas. Lofton jugó con los Indios en sus años dorados y es idolatrado por los “fans” del equipo que lo recibieron con los brazos abiertos. Como Sizemore es inamovible en el jardín central, Lofton fue abierto al izquierdo donde le ha dado poco margen de acción a Jason Michaels, quien alternó ese puesto en la primera mitad de la campaña con David Delucci.
De octavo batea el paracortos dominicano, Johnny Peralta en su tercera temporada. Tuvo un año espectacular como novato, después de sustituir al insustituible Omar Vízquel; se cayó la temporada anterior pero resucitó en esta después de operarse los ojos. Ha bateado más de 20 jonrones y mejoró en el fildeo. Cierra como noveno al bate el más Indio de los Indios, el ejemplo del club y el mimado del piloto Eric Wedge. Nos referimos al antesalista Casey Blake con 18 vuelacercas, un jugador comodín que juega también la inicial y el jardín derecho.
Los Yanquis se van a topar con el único equipo de las Grandes Ligas que cuenta con tres lanzadores con 15 o más juegos ganados esta temporada (Sabathia y Carmona 19 y Byrd 15); el equipo junto con Boston de mejor porcentaje de los dos circuitos (96 ganados 66 perdidos) y que tiene dos de los mejores preparadores del cerrador, nos referimos al zurdo Rafael Pérez (sétimo inning) y el venezolano Rafael Betancourt (octavo), los dos con promedio de efectividad que ronda el 1.32. Para emergencias está Aaron Fultz.
Una de las grandes incógnitas de los Indios para esta postemporada será ver el trabajo de su cerrador, Joe Borowski, quien fue el líder de los taponeros en la Americana con 45 salvamentos. Lo grave es que los logró con efectividad de 5.42 o sea que nadie se explica cómo salvó 45 partidos en 52 oportunidades con ese porcentaje.
La verdad, y lo digo de corazón, ojalá que a Borowski no le toque mucho trabajo en los “play-offs”, porque para los fanáticos de la Tribu es un calvario mirarlo en la lomita.
Como ven, los poderosos Yanquis no tienen precisamente un pastel al frente; los Indios son un equipo parejito, equilibrado y compacto.
¡Vamos a ver qué pasa!