Máscaras del lavado
Enviar

Durante 2012 se legitimaron unos $4.400 millones en el país

Máscaras del lavado

Compra de facturas y préstamos son parte de las nuevas tendencias

201307142208250.n22.jpg

Existen nuevos métodos para lavar dinero en Costa Rica. Ese es el reto que enfrentan a diario las autoridades, y la labor de quienes se dedican a esta actividad.
Pagar deudas, prestar dinero, comprar obras de arte e incluso cambiar premios de sorteos de lotería son parte de las novedades que ya se identificaron en otros países, y que no están lejanas a la realidad nacional.

201307142208250.n222.jpg
Convertir el dinero que proviene de actividades ilícitas como narcotráfico y evasión fiscal en falsas ganancias de algún negocio es el objetivo por el cual el lavado incursiona casi en cualquier actividad económica.
El 2012 dejó poco menos de $4.400 millones en el país producto de la legitimación de capitales sucios que en la mayoría de los casos provienen del extranjero, según datos de Global Financial Integrity.
Los métodos más novedosos que se utilizan en Costa Rica son la compra de deudas, líneas de crédito, incluso la actividad de los préstamos.
En la mayoría de los casos de lavado de dinero existen capitales que provienen de otros países, lo que dificulta la recolección de pruebas para el proceso judicial y complica las investigaciones.
Para introducir dinero al sistema económico nacional existe infinidad de formas, las más utilizadas históricamente han sido el mercado de bienes raíces, la actividad hotelera y el comercio, según procesos judiciales.
Lavar también implica un reto para quienes se dedican a esta actividad, ya que constantemente deben cambiar sus negocios y buscar formas para no levantar sospechas.
“Por ejemplo, una persona debe ¢50 millones, el lavador le ofrece comprarle la deuda, y cuando vence el plazo la paga sin despertar sospechas ya sea ante el banco o ante el comercio que mantiene el crédito”, explicó el exdirector del OIJ, Jorge Rojas.
Negociar con pinturas, galerías o esculturas también es una de las estrategias que más se aplican en el negocio de la legitimación de dinero.
“En otros países han llegado incluso a comprar billetes premiados de la lotería y así lavan bastante capital”, confirmó Carlos Alvarado, director del Instituto Costarricense sobre Drogas.
Entre 2000 y 2010 al país ingresaron $64 mil millones que fueron lavados en diferentes actividades comerciales, inversiones, construcciones y demás.
Aunque en el OIJ y la Fiscalía no dieron datos sobre la cantidad de denuncias que investigan por este delito, lo cierto es que en los últimos 15 años crecieron considerablemente, al punto que la policía judicial creó la unidad de lavado de dinero en 2003.
Para las autoridades es uno de los delitos más difíciles de probar; para muestra un botón, en 2011 solo 13 personas fueron sentenciadas por lavado de dinero, según datos del Poder Judicial.
La desarticulación de Liberty Reserve, una de las redes de lavado más importantes del mundo, tuvo sus primeros pasos en Costa Rica; el pasado 28 de mayo detuvieron al fundador de esta firma en España quien legitimó $6 mil millones en diferentes partes del mundo.
En el país la empresa lavó cerca de $100 millones y las autoridades lograron dar con los movimientos de la red.
Otro caso reciente es el del expresidente peruano, Alejandro Toledo y su suegra Eva Fenenbug, quienes obtuvieron un crédito de $3 millones de un banco privado en Costa Rica para comprar lujosas propiedades que están en abandono en otros países.

Manuel Avendaño
[email protected]

Ver comentarios