Llegó la hora de las marcas románticas
Enviar

Llegó la hora de las marcas románticas

Las redes sociales son el escenario ideal para que las marcas se vuelvan románticas. ¿Y qué significa esto? Que las marcas realmente comienzan a pensar todo lo que hacen en torno al usuario, con el foco claro de hacerle la vida más fácil a las personas.
Todas las decisiones que las empresas y marcas realicen en torno a las redes sociales deberá tener como objetivo claro poder lograr un impacto positivo en la vida cotidiana de las personas: atención al cliente rápida y satisfactoria, contenidos relevantes que satisfagan necesidades reales, y en especial, una escucha activa y constante para poder entender qué necesita nuestro cliente, cómo lo necesita y en qué momento.
La relación entre una marca y sus consumidores o clientes se puede comparar con una relación romántica, en el sentido de que tiene que enamorar al consumidor y convencerlo cada día para que se quede a su lado y no se marche con la competencia. No basta con hacer una campaña espectacular para que compren (o empiecen a salir con usted) y luego abandonar al consumidor (o a la pareja) a su suerte para ir a buscar al siguiente. Eso en el mundo romántico probablemente conllevaría una buena bofetada, y en el mundo empresarial, significaría haber conseguido una venta, no un cliente, y mucho menos un fan.
Aunque la inversión en plataformas digitales todavía no es comparable a la de otros países desarrollados como Estados Unidos o Inglaterra, la industria nacional ha evolucionado y madurado de forma exponencial en los últimos años y cada vez más las redes sociales seducen a los empresarios costarricenses.
Las marcas han comenzado a aprovechar esta interacción que se establece en las redes sociales, para enriquecer el proceso de mercadeo y para crear una comunidad de consumidores de las marcas, por medio de su Fan Page, otras herramientas de la Web 2.0 y la publicidad en Internet, en donde el valor de la interacción con los públicos y la exposición les permite mantener relaciones duraderas.
Una reciente encuesta sobre el uso de Internet y redes sociales en Costa Rica (Umimer, 2014), reflejó que cerca de 1,5 millones de personas tienen acceso a Internet, lo cual demuestra un aumento de 72% a 80% en comparación al año anterior. Las dos actividades más frecuentes mencionadas por los usuarios regulares de Internet son el uso de redes sociales (86%) y la visita de buscadores, como Google o Yahoo (63%).
Cerca de 1,2 millones de personas, entre 12 y 75 años, entraron a redes sociales en los últimos 12 meses en Costa Rica. Facebook es la red favorita y más recomendada por los usuarios (96% de las personas utiliza esta red social actualmente), quienes, en promedio, invierten cerca de tres horas diarias en este sitio (una hora más que en 2013).
Las pymes también han entendido el cambio social que representan las redes sociales para las nuevas generaciones digitales, por tanto, han replanteado sus tradicionales formas de pautar por ideas innovadoras que se adapten a las exigencias, intereses, necesidades y hábitos tecnológicos de los usuarios.
Asimismo, han identificado que los costos de anunciarse en este medio se ajustan a su presupuesto ya que pautar en redes sociales significa una inversión de un aproximado de $100 al mes que equivalen a $3,22 por día, lo que se traduce en beneficios como: costos económicos en publicidad, mayor acercamiento a nuestros consumidores, tráfico de visitas y por ende un retorno de la inversión bastante inmediato.
Desde nuestra propia experiencia como agencia de Marketing Digital, las redes sociales han permitido a pymes nacionales incrementar las posibilidades de llegar a segmentos de mercado poco comunes y con ello, mejorar o cambiar las estrategias de comunicación.
Cliquear en las pautas publicitarias de esta plataformas es una ventaja para las microempresas porque los usuarios son curiosos y les gusta conocer qué otras interacciones pueden encontrar después de aceptar la visita.
Las redes sociales han revolucionado la forma de hacer negocios; han ampliado un espectro nuevo de comercialización y posicionamiento digital pero ¿hacia dónde nos llevan estos canales sociales?
Existe una fuerte tendencia a comenzar a construir nuevos espacios donde la marca tenga el control total de la situación, y pueda construir audiencias altamente segmentadas y clientes fidelizados. Esta tendencia ya ha sido adoptada por marcas como General Mills y Unilever entre otras y es muy seguro que cada vez más empresas apuesten por esta táctica al corto y mediano plazo.
No olvidemos que hoy en día los usuarios confían mucho en la opinión de sus contactos (tanto en persona como a través de las redes sociales) acerca de la compra de productos y servicios. Por lo tanto, cuanto más fidelicemos a nuestros “fans”, mayor probabilidad tendremos de que nos recomienden a terceros por otras vías.
Es por tanto un canal que hay que tratar con mimo y dedicar el tiempo y los esfuerzos necesarios; ha llegado el momento de que las estrategias sociales dejen de ser un papel secundario y entren de lleno en los planes de marketing de todas las empresas.


Alfredo Rojas
Director
Baum Digital

Ver comentarios