Enviar
Codigo Verde

Verdes desde el vientre

Si quiere que su hijo tenga una conciencia ecológica desde temprana edad, una tienda virtual ofrece en el país productos amigables con el ambiente para bebés
 
EBebe es una tienda virtual creada por costarricenses donde se puede comprar desde ropa de algodón 100% orgánico hasta pañales biodegradables.
La empresa ofrece alternativas para aquellos padres interesados en utilizar productos amigables con el ambiente desde el momento del embarazo.
Por ejemplo, encuentra ropa de algodón 100% orgánico, el cual es producido de manera natural en suelos limpios, sin el uso de pesticidas ni fertilizantes químicos. Sus semillas no son tratadas genéticamente. Además, se utilizan tintes ecológicos.
La empresa importa desde México los pañales que se degradan en seis o siete años, en comparación con los normales que pueden durar hasta 300 años o más.
Durante su fabricación se sustituyó el uso de petroquímicos por almidón natural, así como un 50% de fibras naturales. Además contienen una fórmula a base de manzanilla, ylang-ylang, geranio y lavanda, que protege la piel del bebé de manera natural.
En la página web también se encuentra una sección llamada el closetcito, en la cual se ofrece a los padres la opción de vender o comprar artículos de bebé en buen estado. “La idea es el resultado de mi experiencia como mamá de reutilizar los artículos que son usados por muy poco tiempo por nuestros hijos y de igual forma ayudar a disminuir la contaminación ambiental”, comentó Sandra Candamo, gerente de EBebe Costa Rica.
En EBebe también se pueden encontrar juguetes ecológicos importados desde Estados Unidos: no solo su empaque es amigable, sino que no son tóxicos y son fabricados con envases de leche reciclados.
Además se ofrecen productos de belleza naturales y producidos en el país, tanto para bebés como para mamás, que van desde cremas para evitar las estrías hasta aromaterapia, sin ningún químico contaminante.
Para adquirir estos productos puede visitar la tienda virtual www.ebebe-costarica.com.

Sofía Ramírez
[email protected]

Toronto recibe arte tico ecológico

Cinco artistas costarricenses fueron invitados a formar parte del Toronto Art Visions, uno de los más importantes eventos internacionales artísticos, desde el pasado lunes hasta el próximo martes.
La actividad está compuesta de una exposición en Leonardo Galleries, punto central del arte en Toronto, y una demostración de escultura y pintura, ambas bajo el tema “La fragilidad de nuestro planeta”.
El propósito es fomentar aún más el arte en la ciudad y celebrar la diversidad cultural de Canadá, así como proteger los recursos naturales del mundo.
Los artistas Renán Calvo, Sebastián Mello, Florencia Madrigal, Elisa Morera y Mariamarta Pacheco serán los encargados de dejar el sello tico.
Juntos han preparado una colección de pinturas y fotografías con la que pretenden mostrar la diversidad de la naturaleza; también realizarán esculturas y murales en el lugar utilizando paneles de mármol reciclado de la fachada del edificio First Canadian Place, uno de los iconos de Toronto.
El proyecto fue organizado por Francisco Castro Lostalo, escultor costarricense-canadiense y presidente de Toronto Art Visions, quien aseguró que “esta oportunidad servirá para estrechar lazos de amistad entre ambos países y dar a conocer el arte costarricense”.

Sofía Ramírez
[email protected]

Deportivo eléctrico llegó a Costa Rica


Hoy llegó al país el primer vehículo deportivo eléctrico.
El automóvil SRZero viene desde Nicaragua y forma parte de un proyecto estudiantil del Imperial College London, que pretende demostrar el potencial de los vehículos de cero emisiones de carbono.
Aunque utiliza una transmisión completamente eléctrica, puede alcanzar velocidades de 200 km/h.
Los estudiantes conducen el auto desde Alaska y la meta es llegar hasta la ciudad de Ushuaia en Argentina, en un recorrido de 26 mil km; si logran este objetivo, se convertirá en el primer vehículo eléctrico en viajar a lo largo de toda la Carretera Panamericana en tan solo tres meses.
“El talento de estos jóvenes y su energía van a ser de gran utilidad para solucionar los problemas ambientales del mundo”, señaló Tom Kennedy, embajador británico en Costa Rica.
El vehículo tiene un peso total de 1.100 kg, cuya mitad está compuesta por las baterías de fosfato de hierro y litio, que pesan 550 kg, gracias a las cuales obtiene la energía necesaria para acelerar de cero a 100 en siete segundos.
“Es de vital importancia apoyar este tipo de proyectos y queremos hacer conciencia sobre la importancia de invertir en el desarrollo de tecnologías verdes”, comentó Juan Carlos Marín, gerente de Capris Engineering.

Sofía Ramírez
[email protected]

Ver comentarios