Chucho Valdés: "Yo voy a morir sobre el escenario y tocando el piano"
Enviar
MUSICA
Chucho Valdés: “Yo voy a morir sobre el escenario y tocando el piano”

El pianista cubano habló con MAGAZINE sobre el concierto que dará este sábado en el Teatro Nacional y sobre su trayectoria

Un músico incansable, que ha encontrado en el piano a su gran confesor y que afirma que dejará hasta su último aliento sobre los escenarios, así es Chucho Valdés.
El cubano considerado como uno de los mejores pianistas en el mundo y una leyenda en el jazz, conversó con Magazine sobre el concierto que va a hacer en el Teatro Nacional este sábado, bajo la producción de la empresa SM Producciones.

También conversó acerca de su trayectoria, y cómo no puede imaginar su vida sin música.

Vuelve al país luego de diez años, ¿qué espera de este reencuentro?

Espero presentar la banda “The Afro-Cuban Messengers” que no es con la que vine la vez anterior y espero la acogida del público costarricense que entiende y les gusta el tipo de música que nosotros hacemos. Hay una gran expectativa de parte nuestra.

¿Qué recuerdos tiene de aquella visita?

Toqué en Jazz Café y la audiencia estuvo muy bien. En esta ocasión vamos al Teatro Nacional con otro tipo de espectáculo, con otra visión. Vamos a presentar lo mejor del grupo, el disco “Chuscho’s Steps” y algunos boleros.

Precisamente viene con su hermana Mayra Caridad Valdés...

No es porque sea mi hermana, pero es considerada como la mejor cantante de jazz latino que hay en Cuba; tiene una voz tremenda.

Usted siempre está evolucionando en su música, ¿qué le falta por experimentar?

Increíblemente la música es una espiral y las espirales nunca terminan, y la creación musical, si el músico se desarrolla, sigue investigando y sigue estudiando, siempre va a encontrar nuevas fuentes de inspiración. Ahora estoy trabajando en un disco que voy a hacer con invitados y mi banda, y también estoy preparando un disco de jazz de Pablo Milanés por primera vez, con piano, bajo y batería, al estilo de los cantantes tipo Frank Sinatra.

¿Por qué le asusta que lo consideren una leyenda?

Un músico como tal no puede nominarse como una leyenda, pero si así lo reconocen el público, los críticos y los especialistas, yo lo voy a aceptar. Pero le tengo mucho miedo a eso porque eso me compromete a seguir haciendo cosas importantes y nunca bajar el nivel musical.

¿Qué lo inspira para componer ahora?

Muchas cosas. Primero, desde que tengo tres años estoy en la música y toco piano, así que me inspira mi padre Bebo Valdés que es uno de los grandes pianistas cubanos; me inspira llegar al público y que aplaudan nuestro trabajo. Me inspiran los lugares y las vivencias; por ejemplo, en Costa Rica fue muy lindo la vez anterior y esperamos que ahora sea tan lindo o más. Me inspira la vida y el amor.

¿Se imagina su vida sin música?

Para nada, no sé qué hubiera sido de mí sin la música, talvez hubiera hecho cosas, pero no imagino mi vida sin la música. La música es toda mi vida.

¿Es de los músicos que dicen que van a morir sobre el escenario?

Yo voy a morir sobre el escenario y tocando el piano.

¿Se puede afirmar que el piano ha sido su fiel compañero?

El piano ha sido mi gran confesor; el piano se entera primero que nadie de todas las emociones, alegrías, tristezas que me pueden pasar. También han estado mis familiares, pero el piano ha sido un compañero.

Carolina Barrantes
[email protected]

Ver comentarios