Tiendas departamentales apuestan por crecer en “malls”
“Visualizamos un mercado muy promocional, donde todos los participantes apliquen estrategias aguerridas para obtener ventajas competitivas”, aseveró Ileana Herrera, gerente de Mercadeo de Yamuni. Gerson Vargas/La República
Enviar

Las tiendas departamentales ajustan sus estrategias para aumentar su presencia en malls y otros centros comerciales y aprovechar así el flujo de visitantes y condiciones especiales que tienen esos puntos de venta.

El constante crecimiento de la oferta inmobiliaria comercial sería uno de los imanes para estos establecimientos, así como la alta rentabilidad que tienen dichos negocios, la cual ronda el 8%.

Para finales de 2017 el mercado costarricense albergará al menos 439 mil metros cuadrados dedicados a malls, con una tasa de disponibilidad por debajo del 2,5%, según datos de Colliers.

Por ello, las tiendas departamentales buscar ser anclas o puntos de venta de peso en centros comerciales, así mismo mejorar las cadenas de suministros de productos y bajar costos operativos.

“Perseguimos entrar con fuerza a malls, plazas comerciales y puntos de venta que nos hagan crecer; ya tenemos presencia en algunos y queremos ampliar ese panorama, siempre buscando la comodidad de los clientes”, aseguró Alan Cedeño, presidente de Ekono.

El segundo semestre del año presentará un panorama positivo para las ventas, se espera que aumenten entre un 10% y un 15% el Día de la Madre, el viernes negro y la Navidad; aunque también se auguran números favorables de cara al cierre fiscal en setiembre.

Al menos un 60% de las tiendas aplicará estas políticas de rebaja, especialmente en ropa, calzado, productos tecnológicos y línea blanca, según la Cámara de Comercio.

En Costa Rica el comercio minorista tiene un peso importante dentro de la economía; en el país al menos el 45% de las compras se hace por medio de una tienda física, por factores como confianza, comodidad y cercanía.

Caso contrario se vive en el mercado estadounidense, que ha enfrentado una importante crisis, donde para diciembre se cerrará al menos el 30% de tiendas de departamentos y centros comerciales.

“En Latinoamérica las tiendas departamentales aún son relevantes y siguen como anclas importantes de los centros comerciales, sobre todo por los créditos y facilidades que ofrecen”, reveló Jorge Lizan, director de Lizan Retail Advisors.

El oeste de San José, Heredia y algunos sectores de Alajuela se vislumbran como los principales puntos de crecimiento comercial el resto del año.

“Nos estamos preparando con la calidad, variedad y precio que los consumidores buscan y de esa manera asegurar una diferenciación”, aseguró Ileana Herrera, gerente de Mercadeo de Yamuni.
 

Nuevas tendencias

Debido a las nuevas características de mercado, las tiendas departamentales deben adaptarse a nuevas tendencias para mantenerse vigentes:

  • Diseño:  Debe ser innovador y buscar la comodidad del cliente
     
  • Tecnología:  Sorprender a los usuarios con etiquetas electrónicas, aplicaciones y otras herramientas digitales
     
  • Capacitación:  Capital humano es el activo más importante y se debe capacitar para ofrecer excelente servicio al cliente

 

Fuente: Merca 2.0

Ver comentarios