Tiendas departamentales relanzan imagen y se expanden
“Queremos ampliar nuestro segmento del mercado y complementar la oferta con el producto financiero credi-e, para las compras más grandes como de tecnología o mueblería”, dijo Natalia Reyes, gerente de Mercadeo de Tiendas Ekono. Esteban Monge/La República
Enviar

201607031954450.rec-6.gif
Agregar conceptos de tecnología, cafetería y hasta supermercado dentro de una tienda departamental es una estrategia que han gestionado algunos de los líderes de esta categoría en el mercado.
Hacer que el cliente encuentre todo en un solo lugar, sin que tenga que salir de las instalaciones para realizar compras diferentes es la apuesta de tiendas como Simán y Ekono, mientras que Yamuni y Rosabal, consolidan su operación con nuevos puntos.
Otro de los objetivos es que los consumidores se queden más tiempo dentro de la tienda para que se vean impulsados a comprar más.
Ekono abrió su tienda de Curridabat, totalmente remodelada con nueva infraestructura interna, iluminación, pisos, cielos, paredes y ambientaciones más modernas en todas las categorías de la tienda.
Además, un cambio total en la fachada, parqueos y vestidores.
“Estamos en un proceso de reinversión del negocio, con el objetivo de mejorar la propuesta de valor y satisfacer todas las necesidades”, dijo Natalia Reyes, gerente de Mercadeo de Tiendas Ekono.
Parte de las renovaciones que se están haciendo en todos los comercios es la incorporación de su departamento tecnológico, llamado Tecno-e.
Este concepto se estará trasladando a los 35 locales de la marca, paulatinamente.
Igualmente, abrirán tres nuevas locaciones en Jacó, Nicoya y Hatillo, entre julio y noviembre.
Simán fue otra de las marcas que incorporó una cafetería dentro de sus tiendas en 2015, llamada Estación Gourmet, donde se ofrece desde bebidas naturales hasta sándwiches.
La idea fue complementar los servicios que realizaban con una cafetería para mejorar la atención de los consumidores.
Yamuni trabaja por ajustarse a un mercado más reñido, abriendo un punto en el complejo mixto Escazú Village, que se encuentra en construcción.
La idea es tener 13 departamentos en un punto de 3 mil metros cuadrados y que empleará a unos 50 colaboradores.
“Desde que iniciamos en la década de los 90 vimos en la renovación un punto estratégico para la empresa, por ello abriremos este cuarto local, el primero en la zona oeste de la capital”, añadió Julio Barquero, gerente general de Yamuni.
Impulsar más campañas en redes sociales y fortalecer la parte digital con la incorporación de una app para compras en línea, son parte de los objetivos de la empresa.
Por último, Tiendas Rosabal, que abrió dos locales en City Mall, Alajuela, y Paseo Metrópoli en Cartago, buscará mantener las operaciones con los departamentos ya establecidos, con el estudio de nuevos puntos en un corto plazo.


 


Ver comentarios