Proveedores extranjeros seducen a pymes nacionales
“En 2014 se realizó un estudio sobre el comportamiento exportador de las pymes, ahora realizamos uno a importadores mucho más cuantitativo”, dijo Grisselle Hidalgo, vocera de UPS. Gerson Vargas/La República
Enviar

Al menos un 56% de las pequeñas y medianas empresas (pymes) nacionales que importan se encuentran buscando nuevos proveedores extranjeros, especialmente en los sectores manufacturero, automotor, tecnológico y textil.

Estos negocios requieren condiciones comerciales favorables fuera del país, como pagos flexibles, financiamiento y cadenas de abastecimiento sólidas, que en ocasiones no encuentran en el mercado nacional.

La calidad y precio del producto o del servicio son aspectos fundamentales para elegir nuevos socios; la fecha de entrega y el servicio posventa también son muy valorados.

Los canales en línea son preferidos por los clientes ticos para contactar a sus aliados comerciales, esta vía es utilizada por un 72% de las pymes con planes de importación, según un informe de la consultora UPS Business.

“Una de las razones que impulsan este comportamiento de las pymes es el fácil acceso a mercados globales; a través de la red encuentran un comercio 24/7 con una amplia gama de productos y de cómodo ingreso, lo cual es muy atractivo para estas compañías”, expresó Grisselle Hidalgo, vocera de UPS.

Además la red posee herramientas promocionales favorables para las compañías en crecimiento, lo cual hace que prefieran este mecanismo por encima de otros canales de negociación.

Los pequeños negocios distribuidores son los que realizan más compras del exterior, con un 50%, seguidos de los mayoristas, minoristas y productores.

“Las pequeñas empresas buscan lo que el comercio local no les ofrece, de nuestra parte tratamos de generar más encadenamientos productivos horizontales, es decir, de pyme con pyme, esto nos ayudará a reducir la brecha comercial”, expresó Geannina Dinarte, ministra de Economía, Industria y Comercio.

Si se desmenuzan los datos por sector productivo, los negocios tecnológicos lideran el ranking de importaciones, al punto que un 60% de estas compañías tiene tendencia a comprar a otros países.

Otra de las industrias donde las pymes tienen este comportamiento es la textil, este sector mueve al menos $436 millones en el país y un 58% de las empresas de este giro de negocio planea cambiar de proveedor en los próximos meses.

Un 52% del grupo de negocios relacionados con automóviles tiene las mismas intenciones.

Por último, poco más de la mitad de las pequeñas compañías de manufactura planea cambiar su proveedor actual.

“Construir una red logística entre los países de América, que abarate los costos operativos y sea más eficiente para la entrega de productos es el reto del sector comercial, para lo cual será necesaria la movilización de capital público y privado”, agregó Hidalgo.

El comercio exterior de pymes en Latinoamérica ha aumentado un 2% cada año, impulsado principalmente por la estabilidad económica y los acuerdos de facilitación de comercio de estas naciones, desarrollados desde 2010.
 

 

Ver comentarios