Popeyes ajusta menú a necesidad de consumidor tico
Enviar

Popeyes ajusta menú a necesidad de consumidor tico

Un sondeo entre los clientes de la franquicia Popeyes en Costa Rica, determinó que los costarricenses están dispuestos a pagar ¢2.500 por un combo de comida rápida, es por eso que la firma incluirá en su menú una opción que se ajusta a la demanda.
Pese a que este precio no es posible de alcanzar en el mercado costarricense y ofrecer a los consumidores por un largo período, la franquicia trabajó para satisfacer al mercado, según Virya Navarro, gerente de Mercadeo de Popeyes Lousiana Kitchen.
La estrategia se extenderá a Estados Unidos y Panamá, de esa manera los visitantes podrán acceder hasta el 31 de noviembre a un nuevo combo llamado “La Caja Cajún” por un costo de ¢2.500.
Recientemente varias cadenas de comida rápida y otros negocios gastronómicos han modificado su estrategia de venta en el país, para atender y personalizar al mercado tico, ese es el caso de KFC, que ya incluye platillos tradicionales en sus menús.
En tanto, Popeyes Lousiana Kitchen suma seis locales en Costa Rica, ubicados en Avenida Escazú, Mall San Pedro, Curridabat, Lincoln Plaza, Avenida Central,  Alajuela y espera abrir un nuevo restaurante en Heredia.

Soledad Montero
[email protected]


Ver comentarios