Enviar

La alfombra pierde personalidad

Aunque brilló, para algunos el desfile en los Óscar ha dejado de sorprender y apuesta a diseños esperados

En una meca donde el espectáculo es una forma de vida, sorprende como año tras año las actrices y actores pierden personalidad en sus apariciones y optan por ir sobre seguro: el escote palabra de honor de Amy Adams, el perfecto vestido de Dior de la imponente Charlize Theron o el sofisticado Armani de Cate Blanchett.
El fenómeno mediático del año, la mexicano-keniata Lupita Nyong'o, nominada como mejor actriz secundaria por “12 Years a Slave”, gustó a los numerosos adeptos que ha cosechado en los últimos meses, con un diseño de Prada en azul bebé hecho a medida, y un escote de vértigo, aunque no ha gustado tanto como sus anteriores y espectaculares estilismos.

Momentos
ALFONSO CUARÓN HACE HISTORIA

Alejandro González Iñárritu consiguió con “Babel” 13 nominaciones, Guillermo del Toro consiguió seis con “El laberinto del fauno”, pero ha sido Alfonso Cuarón el primer latinoamericano en convertir su película en la gran ganadora de la noche con “Gravity” —siete galardones de diez nominaciones— y el primero de esos “tres hermanos” mexicanos en llevarse la estatuilla a casa.

LA SEGREGACIÓN RACIAL GANA MEDIO SIGLO DESPUÉS
El Óscar a la mejor película que no fue para “Gravity” recayó en “12 Years a Slave”, lo que supuso un respaldo a la causa afroamericana en Estados Unidos, un tema que no se coronaba con el máximo premio de la industria desde “In the Heat of the Night”, de Norman Jewison en 1967.

EL DISCURSO RELIGIOSO DE MCCONAUGHEY
Aunque Cate Blanchett hizo el discurso más elegante, Lupita Nyong'o el más emotivo y Jared Leto el más político, el más sorprendente, por religioso, fue el de Matthew McConaughey, quien dedicó su primer Óscar a Dios, y no se refería precisamente como Fernando Trueba a Billy Wilder.

VENEZUELA SE CUELA EN LOS ÓSCAR
En el primer premio de la ceremonia, el de mejor actor secundario, Jared Leto, se puso político al recibir el galardón por “Dallas Buyers Club” e invitó a los venezolanos y ucranianos a soñar en lo imposible, en una de esas notas políticas que tan poco gustan a Hollywood.

LA FOTO MÁS RETUITEADA DE LA HISTORIA
Ellen Degeneres estuvo mucho más suelta que en su anterior ceremonia como presentadora de los Óscar y apostó por la naturalidad y la interacción con la platea, a la que llegó a ofrecer una pizza, aunque su momento mas destacado llegó cuando consiguió encuadrar en una sola foto a Jennifer Lawrence, Meryl Streep, Badley Cooper, Julia Roberts, Kevin Spacey, Brad Pitt, Angelina Jolie, Lupita Nyong'o y su hermano y Jared Leto.

201403032215580.m1.jpg

Los Ángeles / EFE

Ver comentarios