Infraestructura cerrará como punto débil de este gobierno
“En el Informe Global de Competitividad, que elabora el Foro Económico Mundial, estamos en el puesto 47. Deberíamos aspirar, como mínimo, a ocupar un puesto similar en carreteras”, aseveró Jorge Arturo González, presidente de la Cámara Costarricense de la Construcción. Archivo/La República
Enviar

Al terminar su gestión como mandatario el 8 de mayo, Luis Guillermo Solís habrá reprobado en el área de infraestructura, ya que los expertos le dan como máximo una nota de 4, en una escala de diez puntos.

El mediocre desempeño de la administración se debe a que dejó sin adelantar proyectos vitales como la ruta 32, la ampliación de la vía San José-San Ramón y también la ruta 27, entre otros planes.

Asimismo, tampoco avanzó en la reforma legal del Consejo Nacional de Vialidad (Conavi) como lo prometió durante la campaña y como si fuera poco, dejó engavetados cientos de millones de dólares de préstamos internacionales que no fueron ejecutados, dijo Olman Vargas, director ejecutivo del Colegio Federado de Ingenieros y de Arquitectos.

“Sin duda este gobierno no cumplió las expectativas en infraestructura y por su labor, le doy como máximo una nota de 4 en una escala de diez puntos. Para el próximo gobierno, la prioridad debe ser ejecutar los fondos aprobados, atender con carácter de emergencia los puentes y buscar financiamiento para otras obras, por medio de alianzas público-privadas”, agregó Vargas.

En este momento, Costa Rica ocupa el puesto número 47 en el Índice de Competitividad Global; sin embargo, en el área de infraestructura vial está en el puesto 123 y es considerado como el penúltimo país del continente en esta área.

Hace cuatro años, el país estaba en la posición 119 en cuanto a infraestructura, por lo que en vez de mejorar en esta administración, hubo un retroceso.

“En el Informe Global de Competitividad, que elabora el Foro Económico Mundial, estamos en el puesto 47. Deberíamos aspirar, como mínimo, a un puesto similar en carreteras a corto plazo. A largo plazo tenemos condiciones para llegar donde queramos, siempre y cuando haya voluntad política. Este gobierno no cumplió, esperábamos que a raíz del déficit, se privilegiaran las alianzas público-privadas, pero quedaron relegadas, mientras que otros proyectos no avanzaron”, aseveró Jorge Arturo González, presidente de la Cámara Costarricense de la Construcción.

Mientras tanto, la Cámara Costarricense-Norteamericana de Comercio (AmCham) expresó su preocupación por el estado de la infraestructura vial y la movilidad en Costa Rica, al punto que pidió que se declararan como emergencia.

Por otra parte, piden al nuevo gobierno que se enganche del modelo de concesión para sortear la crisis vial que enfrenta el país.
“Es preocupante que se hayan tomado decisiones que desfinancian la operación de instituciones como el Consejo Nacional de Concesiones, ya que por medio de esta figura y otras alianzas público-privadas podremos dar el salto cualitativo que requerimos en la gestión de estos proyectos de infraestructura pública”, expresó Elías Soley, presidente de AmCham.

Precisamente, el Colegio Federado de Ingenieros y Arquitectos realizará hoy un debate con los candidatos Carlos Alvarado del PAC y Fabricio Alvarado de Restauración Nacional, para conocer con detalle sus propuestas en esta importante área este lunes.

Mala posición

Costa Rica es el segundo país entre los peores del continente en calidad de carreteras y uno de más deficientes del mundo, según el Índice Mundial de Competitividad 2017-2018 (los números se refieren a la posición mundial de los países; Bolivia y Cuba no fueron incluidos en este índice).


24 Chile
29 Ecuador
49 Panamá
52 México
54 Nicaragua
56 República Dominicana
72 El Salvador
81Honduras
95 Uruguay
96 Argentina
103 Brasil
110 Colombia
106 Guatemala
108 Perú
119 Venezuela
123 Costa Rica
131 Paraguay
Fuente: Índice de Competitividad Global

 

 

 

 


Ver comentarios