Enviar
EE.UU. incumplió cuota de visas para Cuba

En el último año fiscal más 10 mil cubanos han llegado a suelo estadounidense a través de la frontera mexicana

La Habana
EFE

Estados Unidos reconoció ayer que incumplió la cuota anual de 20 mil visas comprometidas en los acuerdos migratorios con el Gobierno cubano y acusó a La Habana de obstaculizar el trabajo consular, en un año fiscal en el que se batieron nuevos récords de emigración ilegal.
Por primera vez desde que se firmaron los acuerdos migratorios bilaterales, en 1994, en el último año fiscal -del 1 de octubre de 2006 al 30 septiembre de 2007-, la Sección de Intereses de Estados Unidos en La Habana (SINA) entregó 15 mil visados a ciudadanos cubanos, es decir, 5 mil menos que los comprometidos.
Sean Murphy, cónsul general estadounidense en Cuba, atribuyó el incumplimiento a los "obstáculos" impuestos por el gobierno de La Habana, como la negativa a autorizar la contratación del personal necesario para cubrir las vacantes de la oficina consular de Estados Unidos.
La falta de personal, agregó, ha convertido a La Habana en la ciudad con la mayor lista de espera del mundo para conseguir un visado del Consulado estadounidense, con una media de 750 días de retraso.
Esta situación, explicó, llevó hace seis meses a la SINA a suspender el Programa Especial para la Emigración de Cubanos, puesto en marcha en 1998 y conocido popularmente como el "bombo", en el que han participado alrededor de medio millón de cubanos.
La suspensión del "bombo" y el incumplimiento de los acuerdos migratorios se produce en un año en el que se ha incrementado la emigración ilegal de cubanos con Estados Unidos, tanto a través del estrecho de la Florida como desde México, en una ruta cada vez más utilizada por las redes de tráfico de ilegales.
En el último año fiscal, más 10 mil cubanos han llegado a Estados Unidos a través de la frontera mexicana, en su mayoría utilizando mafias de ilegales que cobran unos $10 mil a cada emigrante.
Además, la emigración a través del estrecho de la Florida alcanzó un nuevo récord, con 7.693 ilegales cubanos, entre ellos 2.868 interceptados en aguas del estrecho.
El 70%, explicaron los funcionarios estadounidenses, llegan a Florida en lanchas rápidas y el 30% restante en balsas de fabricación casera.
Ver comentarios