Juan Manuel Villasuso

Enviar
Viernes 8 Febrero, 2008

Dialéctica
Desafíos digitales para Costa Rica

Juan Manuel Villasuso

El Programa de la Sociedad de la Información y el Conocimiento de la Universidad de Costa Rica (PROSIC) presentó el pasado 29 de enero el Informe correspondiente a 2007 en el cual analiza la evolución y desarrollo de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) en el país. (http://prosic.ucr.ac.cr).
El Informe examina la manera en que diferentes sectores de la sociedad costarricense enfrentan el acelerado avance de las infocomunicaciones, los rasgos más relevantes de la infraestructura y la conectividad, las políticas públicas y el marco normativo de las TIC, los usos y aplicaciones por parte de instituciones estatales, empresas y hogares y la marcha de la producción de software, componentes y servicios directos y habilitados.
También en el Informe se estudiaron cinco dimensiones en que las nuevas tecnologías de la información y la comunicación han adquirido particular relevancia: salud, educación, agricultura, banca y turismo.
Para cada uno de estos ámbitos se detallan los principales programas y proyectos que se están ejecutando, los servicios en línea a los usuarios, las características de los portales en Internet y los factores, tanto positivos como negativos, que afectan la expansión futura.
El Informe del PROSIC pone en evidencia que en algunos aspectos, como el desarrollo de la industria de TIC y los programas de informática educativa, entre otros, Costa Rica califica con excelente puntaje en comparación con otras naciones. Sin embargo, hay áreas en las cuales es necesario hacer esfuerzos para superar obstáculos y limitaciones.
Algunos de los desafíos identificados por el PROSIC son los siguientes:

• Es indispensable actualizar la legislación nacional y llenar vacíos normativos en áreas como: teletrabajo, ciberdelitos, comercio electrónico y personalidad virtual.

• El Programa Gobierno Digital ha materializado proyectos de servicios en línea como pasaportes y licencia de conducir. No obstante, es indispensable definir una estrategia de mediano plazo que vaya más allá de los servicios.

• La industria de TIC en Costa Rica no ha contado con el respaldo de una política sectorial específica. Se valora como muy importante establecer instrumentos de política que respalden iniciativas de innovación y empresarialismo.

• La formación de recursos humanos en informática se encuentra rezagada en relación con la demanda. Tanto las universidades como las instituciones de educación técnica deben hacer esfuerzos para elevar el número de egresados manteniendo la calidad.

• La conectividad ha aumentado en los últimos años, sin embargo, se deben concretar y aligerar proyectos de infraestructura que amplíen la cobertura territorial y el ancho de banda.

• El tema de la ciberseguridad no ha recibido toda la atención que merece y en algunos sectores, como el bancario, se observan señales de peligro tanto para los usuarios como para las entidades financieras.

Estos son algunos de los desafíos que deben encararse con seriedad, constancia y recursos. Pero el PROSIC identifica un desafío mayor: la urgente necesidad de construir una auténtica agenda país para la sociedad de la información y el conocimiento en Costa Rica. Ese es el principal reto, que engloba a los señalados y compete a todo el colectivo nacional; reto que debe ser asumido en forma conjunta por el Gobierno, la academia, el sector empresarial y las organizaciones sociales. ¿Podría este Informe ser un primer paso en esa dirección?