Logo La República

Miércoles, 8 de diciembre de 2021



COLUMNISTAS


Debemos privilegiar el progreso, no los prejuicios

Miguel Angel Rodríguez marodrige@gmail.com | Lunes 18 octubre, 2021


Ante la nueva tecnología inalámbrica para la conectividad de las redes llamada 5G, EEUU y China se enfrentan para dominar su desarrollo, países desarrollados y en desarrollo trabajan para disfrutar de su uso y entre nosotros no se avanza porque el ICE acumula las frecuencias necesarias que no usa.

Parece imposible, pero es una realidad.

La tecnología inalámbrica 5G es de 10 a 100 veces más rápida que la anterior 4G, tarda más de 20 veces menos desde que un dispositivo hace una solicitud al servidor y la llegada de la respuesta (latencia), tiene mayor ancho de banda y utiliza menos energía.

Para poder establecer 5G se requiere tener acceso al uso del espectro radioeléctrico requerido en los tres rangos de frecuencias, “bandas bajas (menores a 1 GHz) requeridas principalmente para lograr mejor cobertura, b) bandas medias (entre 1 GHz y 6 GHz) requeridas para contar con mayor ancho de banda y una cobertura media y c) bandas altas (superiores a 6 GHz), requeridas para contar con los anchos de banda máximos, mínima latencia y una altísima densidad de dispositivos conectados de manera simultánea. La combinación de frecuencias en estos tres rangos de forma complementaria es lo que permitirá un adecuado despliegue de las redes móviles de quinta generación en el país, para poder atender necesidades de cobertura, así como de calidad de usuario final” según lo señala el MICIT en abril recién pasado en su estudio “Ruta 5G El camino de Costa Rica hacia las redes IMT-2020”.

En ese estudio el MICIT señaló: “A partir de las capacidades que permiten las redes 5G, es posible comprender por qué se considera que estos servicios son una tecnología revolucionaria y no evolucionaria… De esta forma, los servicios que habilitan las redes 5G giran alrededor de tres ejes principales: banda ancha móvil mejorada (es decir, una capacidad de transferencia de datos muy superior y más homogénea respecto a generaciones anteriores), comunicaciones de gran fiabilidad y baja latencia, y comunicaciones masivas tipo máquina. Estos tres ejes permiten que se desarrollen una gran cantidad de nuevos servicios y aplicaciones del 5G, además de mejorar sustancialmente los que ya se proveen con redes de tecnologías anteriores.”

Con redes 5G las comunicaciones que venimos realizando en Internet mejoran extraordinariamente: se hace posible nuevos servicios y productos de la cuarta revolución industrial como internet de las cosas, big data, agricultura inteligente y muchas más; se permite mayor seguridad en el transporte, en el control inalámbrico de procesos de fabricación, en la cirugía digital; se reduce la brecha digital y se facilita la producción de contenidos por ofrecer mayor accesibilidad; se facilitan los procesos educativos pues mejora sustancialmente la colaboración en tiempo real.

SUTEL con el aporte de la empresa Blue Note Management Consulting 2020 ha estimado que se perderán $1.134 millones en los siguientes cuatro años si el proceso para permitir la operación de la tecnología 5G se atrasa y que una licitación para concesionar su desarrollo en el país tardará dos años.

A solicitud de MICIT, SUTEL determinó las frecuencias necesarias para poder desarrollar la quinta generación de tecnologías móviles 5G (IMT 2020) y la planificación para lograrlo se ha basado en la conclusión a la que se llegó en 2019 puesta al día por SUTEL en 2020 con apego a las normas para “la armonización del espectro radioeléctrico para sistemas IMT obtenidos de la Conferencia Mundial de Radiocomunicaciones del 2019, llevada a cabo del 28 de octubre al 22 de noviembre de ese año. De dichos estudios se desprende la recomendación del Cronograma de Asignación de Espectro (CAE) para sistemas IMT en Costa Rica, la cual ha servido de base para los procesos relacionados a la planificación del espectro radioeléctrico para dichos sistemas” (MICIT estudio mencionado de abril de 2021).

SUTEL también ha concluido que, de esas frecuencias, las que son necesarias que ahora mantiene el ICE, son plenamente recuperables por el gobierno sin necesidad de compensación alguna.

En la mencionada publicación de abril el MICIT concluyó: “El MICITT siempre ha tenido claro que jurídicamente existen alternativas para la recuperación del espectro radioeléctrico. Sin embargo, se confía en lograr resultados positivos de las conversaciones con el ICE y RACSA en el plazo dispuesto para lograr un acuerdo mutuo de devolución que agilice el proceso; y en caso contrario, se continuará acudiendo a las vías que legalmente están dispuestas.”

Pero a la fecha no se han obtenido las frecuencias requeridas ni se inician las acciones legales para recuperarlas, a pesar de los costos ya indicados de atrasar la introducción de las redes 5G y del plazo de dos años para terminar un proceso licitatorio.

El Presidente de SUTEL ha indicado: “La falta de disponibilidad de estas frecuencias no solo retrasa la llegada del servicio a la población, si no que se convierte en una barrera para que las empresas desarrolladoras de Tics puedan invertir en Costa Rica y generen fuentes de trabajo en muchos sectores de nuestra economía. Muchos países de la región han avanzado significativamente en este proceso y el país corre el riesgo de perder competitividad”

¿Será que para el gobierno es más importante respetar los prejuicios y mitos sobre las instituciones públicas que el bienestar de los ciudadanos?





NOTAS ANTERIORES


¿Por qué invertir en criptomonedas?

Martes 07 diciembre, 2021

Mi recomendación es que incursione en el mundo de las criptomonedas de verdad, comprando y guardando parte de tus activos disponibles en monederos digitales frí







© 2021 Republica Media Group todos los derechos reservados.